La Cámara Nacional de Comercio, Servicios y Turismos (Canaco Servytur) dio a conocer que 5 mil establecimientos agremiados ya cuentan con el certificado de lineamientos técnicos de seguridad sanitaria del Instituto Mexicano del Seguro Social (Imss), para poder reabrir.

A pesar de los certificados, los locales, catalogados como no esenciales, no han podido reiniciar su actividad económica pues el semáforo epidemiológico para la zona centro de Puebla sigue en rojo y no podrán reabrir hasta que pase a color naranja.

Según el reporte de la Cámara, son 5 mil 5 los establecimientos que ya cuentan con su certificado, lo que representa  70 por ciento de las  7 mil 150 empresas afiliadas a la Canaco en Puebla.

Indicó que el 17 por ciento, es decir 1 mil 200 agremiados, están realizando el trámite y sin realizarlo solamente se encuentra el 8 por ciento, que se traduce en 558 establecimientos.

En una situación más delicada están 347 afiliados de los que no se tiene información pues hasta el momento se desconoce si seguirán con su actividad laboral o por algún otro factor que hasta el momento desconocen las autoridades.

El mayor número de los agremiados que realizaron ya el trámite ante el IMSS como parte de esta etapa de la Nueva Normalidad está en el municipio de Puebla pues acumula el 73 por ciento de los trámites realizados hasta el momento. 

El otro otro 27 por ciento está dividido en seis municipios del área metropolitana y que, al igual que Puebla capital, están en la zona de mayor incidencia de contagios de Covid-19.

La Canaco detalló que San Andrés Cholula tiene el seis por ciento de los trámites; San Pedro Cholula ocupa la tercera posición con cinco por ciento; en Atlixco hay cuatro por ciento; en Amozoc hay otro cuatro por ciento y en Cuautlancingo y en Coronango hay un tres por ciento, cada uno.

A pesar de que ya cuentan con este lineamiento, los locales, catalogados como no esenciales, no han podido reiniciar su actividad económica pues el semáforo epidemiológico para la zona centro de Puebla sigue en rojo y no podrán reabrir hasta que pase a naranja.

Este problema de coordinación estatal y federal también afecta a 380 restauranteros agremiados a la Canirac que ya hicieron dicho trámite e incluso uno más del área de Protección Civil Estatal, pero que por causa del semáforo epidemiológico no pueden retomar el servicio a la mesa y sólo venden alimentos para llevar.