El Parque de pelota Hermanos Serdán, actual casa de los Pericos de Puebla, festeja este miércoles sus 48 años de existencia. Este recinto ha demostrado mantenerse a la vanguardia y lo refrenda con proyección internacional al albergar eventos de talla mundial, tal como lo será el Torneo Preolímpico rumbo a Tokio 2020 que se disputará la siguiente semana en territorio poblano.

 

Un poco de historia

El ‘Rey de los Deportes’ regresó a Puebla en el año 1972 y retornó acompañado con la construcción de un nuevo recinto para cobijar a los emplumados. Los empresarios William Budid y Emilio Tame anunciaban la construcción de un nuevo parque de pelota que dejara atrás el conocido Estadio Olímpico Ignacio Zaragoza. En total, la construcción de este nuevo escenario tomó un año y corrió a cargo del arquitecto de Guillermo Bianchini.

La inauguración de uno de los colosos que adorna la Colonia Maravillas (el otro es el Estadio Cuauhtémoc) se dio el 16 de junio de 1973, en un duelo ante los Piratas de Sabinas donde la Novena Verde arrancó con el pie derecho en su nueva casa y derrotó a los de Coahuila por pizarra de 6-0. El triunfo de ese primer juego fue para Arnulfo Adame, respaldado por las actuaciones ofensivas de Gustavo Sposito y Teolindo Acosta; este último fue el encargado de dar el primer hit y cuadrangular en el nuevo Nido, mientras que el encargado de lanzar la primera bola fue el gobernador del Estado de aquel año, Guillermo Morales Blúmenkron

No pasó mucho tiempo para que los Pericos retornaran al Ignacio Zaragoza debido a deficiencias que presentaba el nuevo Parque. No fue sino hasta 1975 que el Serdán fue reinaugurado gracias a la inversión que el gobierno de Alfredo Toxqui le inyectó, donde destacó la instalación de las torres de luz para dar pie a la celebración de juegos nocturnos.

 

Momentos de gloria

El Serdán ha vivido grandes momentos deportivos. Uno que destaca fue el juego número siete de la Serie Final de 1979 entre Ángeles de Puebla y Ciudad Juárez. En aquella ocasión el parque tuvo un sobrecupo más que evidente, ya que prácticamente todo Puebla estaba presente en el Coloso. También este estadio fue testigo del campeonato de los Tigres de la Angelópolis en el 2005, con la peculiaridad de que esa novena jugó únicamente con peloteros mexicanos. Recientemente, el parque fue marco del campeonato de los Toros de Tijuana en el 2017.

Otra de las hazañas y momentos de gloria que se han presenciado en este lugar fueron los juegos sin hit y carrera de John Henry y Jesús Olague; el casi perfecto de Cris Bennet en 1993, donde el norteamericano se quedó a un out de la pulcritud; el juego perfecto de cinco entradas de Pascual Coco; los cuatro cuadrangulares en un juego de Jorge Vázquez en el año 2006; los descomunales jonrones de Willie Aikens; los títulos de la Zona Sur en el 2010 y 2017; los juegos de estrellas de 1987 y 2005, entre otros grandes momentos. 

Además de eventos deportivos, la multifuncionalidad del Nido Verde ha permitido que se lleven espectáculos de todo tipo, tales como eventos musicales encabezados por Creedence Clearwater Revival, Caifanes, Maná, Miguel Bosé, entre otros. También ha dado lugar al espectáculo de la Lucha Libre y al Futbol Americano, al albergar a la WWE y a la Triple A, así como al clásico del Futbol Americano Colegial de México en el 2009, con el duelo de Águilas Blancas y Pumas CU.

Previo al Clásico Mundial del 2009, fue sede de la Selección Cubana y jugó varios partidos de exhibición ante los emplumados, aquí resaltó que en aquel combinado militaba Aroldis Chapman, actual lanzador en las Grandes Ligas con los New York Yankees.

La actual directiva encabezada por José Miguel Bejos se ha encargado de hacer innumerables adecuaciones al parque, lo que le permite mantenerse a la vanguardia y ser catalogado entre los mejores recintos de Liga Mexicana de Beisbol (LMB). También ha sido posible una proyección internacional, en primera instancia, con la Serie de Gigantes de Latinoamérica. El Serdán también se volvió sede de la Selección Mexicana previo a su participación al Premier 12, torneo en el cual logró su pase a los Juegos Olímpicos. Ahora con el torneo Preolímpico en puerta, el Parque Hermanos Serdán engrandece más una historia que promete continuar en beneficio de sus espectadores.

Foto: Cortesía