Viernes, 3 de Julio de 2020     |     Puebla.
Suscríbete


Opinión



Del caldito de pollo a las decisiones estrictas

Miércoles, Junio 3, 2020 - 06:18
 
 
   

El gobierno de Puebla emitió un nuevo decreto con medidas de contención obligatorias

En unas cuantas semanas, el gobernador que decía que el COVID 19 se curaba con caldito de pollo y un molito poblano, se ha convertido en el que mayores trabajas ha puesto para la reactivación de la actividad económica en su entidad. Desde luego, me estoy refiriendo al gobernador de Puebla, Luis Miguel Barbosa Huerta, cuyas medidas de contención ante la pandemia son las más estrictas de todo el país.

Vayamos por pasos. No se trata de quebrantar la cuarentena ni de bajar la guardia ante la pandemia que mantiene al mundo en vilo, pero hay que cuestionar cuánto influyeron las declaraciones del señor Barbosa en la determinación de los poblanos de no acatar debidamente  las medidas de contención.

El 25 de marzo del año en curso, el ejecutivo estatal dijo ante los medios que los riesgos de contraer COVID 19 dependen de la posición económica.  Y cito textual: “la mayoría (de los enfermos) son gente acomodada, eh. ¿Sí lo saben o no? Si ustedes son ricos tienen el riesgo, si ustedes son pobres, no, los pobres estamos inmunes”.

Y pues no, señor Barbosa, los más contagiados en Puebla, según los estudios, son los pobres. La gente con menores recursos han sido el sector más golpeado por esta terrible epidemia. Y muchos de ellos, la mayoría, escucha sus declaraciones en las estaciones locales. Los poblanos somos muy dados a leer y escuchar la prensa local.

Hay que reconocer que se equivocó, señor. Y no tratar de arreglar las cosas con edictos e iniciativas que sólo lesionarán más la tan dañada actividad económica de este estado. No se vale que ahora emita edictos diciendo que necesitamos decisiones estrictas. Cuando nos invitó a la desobediencia con su caldito y el molito poblano.

Las dos grandes armadoras ubicadas en la entidad, tuvieron que recurrir a amparos para invalidar su decreto que impedía el reinicio de su actividad. Y según busqué, tan sólo la VW da empleo a 11 mil personas en forma directa. Lo cierto aquí, es que era importante apoyar la apertura gradual pensando que la Volkswagen en Puebla es el complejo automotriz más grande que opera en México, tanto en capacidad instalada como en número de empleados.

Ahora bien, esta misma semana, el gobierno de Puebla publicó un nuevo decreto que va  acorde con los lineamientos a nivel federal para regresar a la normalidad, después de concluida la Jornada de Sana Distancia, pero hay disposiciones para Puebla que verdaderamente rayan en la ocurrencia.

El pasado 1 de junio, el Periódico Oficial del Gobierno Constitucional del Estado de Puebla publicó un nuevo decreto por el que se extiende (hasta el 15 de junio, según entiendo) el periodo para la aplicación de Programas como el Hoy No Circula, así como las medidas que restringen diversas actividades para evitar la propagación del COVID 19,  como el uso del cubrebocas y la Sana Distancia y medidas hacia la ciudadanía para evitar la propagación de este virus.

Con ello, será obligatorio, so pena de sanción, el uso de cubrebocas o mascarilla de protección, así como evitar el uso de joyas y prendas de menor importancia como corbata, barba y bigote porque pueden reservar y almacenar el virus.

Los empleadores que reanuden actividades, deben aplicar una serie de medidas para evitar propagación de esta enfermedad como Sana Distancia, sanitización de espacios, uso de aditamentos como los antes mencionados, colocación de desinfección y abasto de insumos de higiene personal, demás los trabajadores deben tomarse la temperatura regularmente. Hasta ahí, vamos bien, acorde con los lineamientos de reapertura a nivel nacional.

Pero luego, al señor Barbosa se le ocurrió que con el confinamiento se combatirán también los feminicidios y la violencia de género contra mujeres, niños o con la discriminación contra adultos o discapacitados. Aquí, le puedo decir, señor gobernador que la violencia en este país es una asignatura pendiente que no se combate con decretos, sino con trabajo. Y más vale, hacer declaraciones con responsabilidad.

Pero además, me parece terrible que  no haya fecha para abrir, con todas las medidas de sanidad, a salas de cine, teatros, auditorios, gimnasios, centros deportivos sociales, clubes de servicio, sociales y deportivos, además de casinos, centros nocturnos, bares, discotecas salones de fiestas auditorios y zoológicos. Miles de poblanos trabajan en estos sitios.  

La fecha para la apertura en estos sitios está pendiente aún. Porque, dice, el gobierno, en esos lugares no es posible mantener sana distancia y atender las medidas de prevención. No lo sé, pero de verdad que urge abrir con todas las medidas de sanidad.

Estamos ante un momento muy difícil. Sé que el ejercicio del poder público no es sencillo, pero urge escuchar a todos los sectores de la sociedad que están pidiendo el retorno de sus empleos.

En fin. Si tiene algo qué contarme, póngase en contacto conmigo. Me interesa mucho su opinión norcudi@gmail.com


Semblanza

Norma Angélica Cuéllar

Periodista egresada de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), maestra en Gobierno y Asuntos Públicos también por la UNAM. Se ha especializado en la investigación de los temas relacionados con política mexicana, derechos humanos, religión y migración, publicados en diarios y revistas de circulación nacional.También desarrolló la investigación Políticas públicas para los trabajadores agrícolas guatemaltecos en Chiapas y desafíos de la migración en la frontera sur mexicana. Actualmente cursa el doctorado en Sociología en el Instituto de Ciencias Sociales y Humanidades “Alfonso Vélez Pliego”, de la Benemérita Universidad Autónoma de Puebla, cuya investigación está centrada en la vulnerabilidad y derechos humanos de los migrantes de tránsito por México.

Ver más +

Encuesta