En el Diario Oficial de la Federación (DOF) se publicó la reforma al artículo 30 constitucional que establece que son mexicanos por nacimiento los que nazcan en el extranjero, hijos de padres mexicanos, o de madre o de padre, lo que les dará mayores derechos, elimina distinciones y previene la apatridia. 

La modificación fue aprobada en 2020 por el Poder Legislativo para garantizar la identidad y nacionalidad de los mexicanos nacidos en otros países, lo cual fue celebrado por la ONU

En este caso se reformó la fracción II del Apartado A del artículo 30 de la Constitución, que ahora establece: “Son mexicanos por nacimiento los que nazcan en el extranjero, hijos de padres mexicanos, de madre o de padre mexicano”. 

Los legisladores consideraron que “es vital reconocer el derecho a la nacionalidad mexicana de las hijas o hijos de padres mexicanas o de madre o padres mexicanos, sin importar que hayan nacido en territorio nacional o en el extranjero, protegiendo con ello su derecho de identidad, el cual incluye nombre, apellido, fecha de nacimiento, sexo y nacionalidad. 

La ONU resaltó en su momento el cambio constitucional. “La reforma elimina la distinción para la adquisición de la nacionalidad mexicana, entre hijas e hijos de personas mexicanas nacidas en territorio mexicano o naturalizadas, e hijas o hijos de personas mexicanas no nacidas en territorio mexicano, una limitación generacional para la adquisición de la nacionalidad”. 

Señaló que las hijas e hijos de padres mexicanos nacidos en el extranjero corrían el riesgo de caer en situación de apatridia, es decir, sin nacionalidad, cuando el tercer país no contempla la nacionalidad por nacimiento en su territorio, pues tampoco tenían derecho a la nacionalidad mexicana. 

La reforma entrará en vigor el martes 18 de mayo, un día después de su publicación en el DOF

Con información de El Financiero