Diferir la presentación de la declaración anual, permitir el pago de impuestos en parcialidades y dar facilidades para el pago de luz, entre otros, demandó el Consejo Coordinador Empresarial (CCE) al gobierno federal.

“Con estas medidas se permitirá que las empresas puedan contar con un mínimo de liquidez necesaria con la finalidad de preservar las fuentes de empleo”, afirmó el CCE, según una nota del diario Reforma.

El CCE, presidido por Carlos Salazar Lomelín, pidió de manera urgente la emisión de un decreto a través del cual se otorguen diversas medidas de apoyo a las empresas, entre estas diferir de inmediato la presentación de la declaración del ejercicio fiscal de 2019 tanto de personas físicas como morales durante seis meses, o permitir enterar el impuesto que resulte en la misma en 12 parcialidades actualizadas, sin recargos. También solicitó la disminución automática de todos los pagos provisionales del ejercicio de 2020 y establecer un procedimiento expedito para agilizar la devolución de los saldos a favor de IVA.

La Secretaría de Salud publicó ayer el acuerdo para atender la emergencia sanitaria en el que detalló que hasta el 30 de abril solamente podrán continuar en funcionamiento actividades económica esenciales relacionadas con el sector salud, alimentario, servicios de energía, supermercados y transporte, entre otros.

El acuerdo obliga a las empresas a pagar los salarios íntegros a sus trabajadores durante el tiempo que dure la emergencia sanitaria.