El país alemán impondrá pruebas obligatorias para la detección del nuevo coronavirus, las cuales deberán realizarse todos los viajeros que procedan de regiones en riesgo, entre las que se encuentra México. Esta postura se tomó luego del reciente aumento de casos de contagio en el país, como anunció el pasado lunes el ministro de Salud, Jens Spanh.

“Debemos evitar que los viajeros de regreso contaminen a otras personas sin saberlo y desencadenen así nuevos focos de infección“, escribió a través de su cuenta de Twitter.

 

Además, agregó que la “prueba obligatoria para los viajeros que lleguen de regiones en riesgo” entrará en vigor la próxima semana.

Recientemente, Alemania ha visto un aumento en las cifras diarias de infecciones por el nuevo coronavirus que va por encima de 800 casos, por lo que se ha lanzado un debate sobre la pertinencia de imponer pruebas a los viajeros, medidas que ya se aplican en algunos países, particularmente en Francia.

Foto: Twitter / @CartaEnBlanco