Hasta un 60% de los universitarios poblanos consideran que la enseñanza en línea no ha cumplido con sus expectativas y 20% valora cambiar de carrera durante esta cuarentena, revela estudio un estudio demoscópico realizado por académicos y estudiantes

La encuesta fue realizada por estudiantes de la licenciatura en Trabajo Social, del Instituto Universitario Boulanger, en el marco del proyecto de investigación “Retos educativos en jóvenes universitarios en Puebla durante la contingencia del COVID-19” coordinado por el doctor Edmundo Meza Rodríguez.

Según un comunicado de la institución, el cuestionario aplicado a 200 universitarios de 45 instituciones educativas, arrojó que cerca de un 80% muestra disgusto por la educación en línea, mencionando que es tedioso o estresante el tomar clases vía internet. Un porcentaje similar declaró no estar conforme con las clases en línea.

Dentro de las razones a las que atribuyeron la falta de conformidad con la educación a distancia están el aburrimiento, falta de interés e incapacidad para concentrarse; no poder hacer prácticas en laboratorio y nula preparación por parte de los docentes e instituciones para el uso de herramientas educativas.

El comunicado concluye que el panorama de la educación superior en Puebla se muestra adverso, pues la  “comunidad universitaria seguirá experimentado problemáticas que podrían repercutir considerablemente en su aprovechamiento académico”.

Estima también que la contingencia seguirá presentando grandes retos a los profesores en sus propósitos educativos y a las instituciones que posiblemente se verán afectadas por la reducción de ingresos y reingresos en su matrícula en agosto próximo.