De 9.8 a 142.2 creció el promedio de contagios de Covid-19 en Puebla por semana, a partir de la identificación del primer caso en marzo pasado y la tercera semana de mayo, lo que implica que la cifra creció 14 veces en ese periodo.

El mayor salto álgido ocurrió entre la segunda y la tercera semana del presente mes, fecha que coincide con el festejo del Día de las Madres, pues el promedio de contagios por semana pasó de 40.8 a 142.2.

Hasta el viernes 22 de mayo, la Secretaría de Salud del estado contabilizó a 1 mil 858 personas portadoras del virus, pero el sábado el gobierno federal reportó que subieron a 2 mil 15.

 

Se disparan en mayo los casos

Fue el 11 de marzo cuando el gobierno del estado notificó el primer contagio de Covid-19 en Puebla. Se trató de un capacitador extranjero que visitó la planta de Volkswagen (VW) tras realizar un viaje a Italia que es uno de los países más afectados por la pandemia.

Una semana después del primer registro, el promedio de contagios reportados por las autoridades fue de 9.8.

Posteriormente, en la primera semana de abril la media de contagios fue de 11.5 y en los siguientes siete días se ubicó en 17.8.

 

En la tercera semana del mes pasado el promedio disminuyó a 14.8, pero en los siguientes siete días nuevamente aumentó y se ubicó en 26.8. Hacia finales de abril la media ya era de 36 casos.

Durante los primeros siete días de mayo, el promedio de personas que adquirieron el patógeno fue de 47.1, mientras que en el siguiente periodo disminuyó a 40.8.

El mayor salto ocurrió en la tercera semana de mayo, pues la media alcanzó 142.2 contagios. Incluso fue el jueves pasado cuando las autoridades reportaron la cifra diaria más alta, al llegar a 124.

La intensidad de contagios ha orillado al gobierno del estado a no permitir la reanudación de las actividades escolares, sociales y productivas, pues incluso decretó que no había condiciones para que la industria automotriz retomara su producción a partir del 1 de junio.

El viernes, el gobernador Luis Miguel Barbosa Huerta anunció que el estado implementará un semáforo que indique a través de los colores verde, amarillo, naranja y rojo, el nivel de riesgo de la dispersión del virus.

Foto: Especial