En respuesta a la propuesta del líder nacional de Morena, Alfonso Ramírez Cuéllar, quien propuso que el INEGI tenga la facultad de medir la concentración de la riqueza de quienes más tienen en el país, la bancada del PAN en San Lázaro, plantea que el gobierno de Andrés Manuel López Obrador, empiece por investigar las cuentas y bienes de Manuel Bartlett, Yeidckol Polevnsky, Napoleón Gómez Urrutia, Ana Gabriela Guevara, Carlos Lomelí Bolaños y Alfonso Romo”.

El diputado federal del Partido Acción Nacional, Iván Rodríguez Rivera señaló que, en el caso de Bartlett Díaz, y los demás citados, se concentra una gran riqueza de dudosa procedencia y de no comprobarse, tendría que pasar a manos de las autoridades fiscalizadoras para apoyo comunitario, reforzar programas sociales o infraestructura médica “y ahora sí, serán primero los pobres”.

El panista refirió que Compranet tiene registro de 50 mil 447 contratos celebrados el gobierno federal durante estos primeros 5 meses del año, de los cuales, 77.2 por ciento han sido vía de la adjudicación directa.

“Eso nos levanta sospechas y claros indicios de corrupción, no podemos tolerar estas prácticas de un hombre (AMLO) que luchó durante toda su vida por el amor hacia los pobres y enfrentando a lo que denominó: mafiosos”.

El panista e integrante de la Comisión de la Auditoría Superior de la Federación apuntó que la oficina del presidente ha tomado distancia de la gente y su gobierno está nominado al más corrupto del mundo.

En enero, el Índice de Corrupción, de Transparencia Internacional posicionó a México en el lugar 130 de 180 países con altas cifras de corrupción y extorsión hacia empresarios.

En 2019, ya con Andrés Manuel López Obrador en el Gobierno, el Barómetro Global de la Corrupción puso a nuestro país como el segundo con mayor corrupción al identificar que tres de cada 10 mexicanos tuvieron que pagar sobornos para trámites.

“Los primeros siete meses del Gobierno fueron el mejor ejemplo de vibra corrupta durante la era de la transformación con MORENA, los índices de soborno fueron del 34 por ciento, algo histórico”.

Afirmó que la 4T ha rebasado a Peña Nieto en corrupción, en lo que va de un año de su administración. “Este gobierno aloja a las peores figuras e iconos de la corrupción nacional e internacional.