“La pandemia generada por el Coronavirus nos plantea  el reto de la adaptación de conceptos convencionales a medios virtuales y hemos decidido enfrentarlo a través de una estrategia de contenidos digitales, enlaces y transmisiones en vivo, entre otros proyectos de involucramiento social” señaló Victorino, director del Museo Urbano Interactivo (MUI), del Tecnológico de Monterrey.

Dentro de la nueva oferta digital, se lanzó la iniciativa “Fabricar Confianza”, creada por Andrea Bartoli y Florinda Saieva, de la Nuevo Centro Cultural “Farm Cultural Park”, ubicada en la ciudad italiana de Favara,  a partir de la contingencia en ese país.

“Fabricar Confianza es una recolección de ideas desde diferentes puntos de vista con respecto a qué pasará después de esta contingencia” explica Marco Lampugnani, Coordinador del C+LAB, Región Sur del Tecnológico de Monterrey.

Lampugnani comentó que propuestas concretas de proyectos de impacto serán seleccionadas para la recuperación posterior a la pandemia, y que se integrarán en la próxima exhibición del museo.

Uno de los objetivos de “Fabricar Confianza” es generar ideas que se transformen en proyectos, políticas públicas e iniciativas ciudadanas que ayuden a la sociedad en su recuperación, se trata del“Diseño de Futuros”, con un grupo de personas visionarias capaces de transmitir sus conocimientos y contagiar su entusiasmo, que tomen riesgos y que potencialicen el talento.

El proyecto convocó a 100 personas para que escribieran un texto y enviaran un video de 5 a 10 segundos, con la explicación del mensaje fundamental y su semblanza, para compartir su visión a la comunidad digital en las redes sociales del MUI.

 Residencia Covid

La oferta incluye un enfoque científico-artístico con el proyecto “Residencia Covid”, con inmersiones virtuales conjuntas con el Departamento de Bioingeniería y Ciencias de la Escuela de Ingeniería y Ciencias de la Región Sur, encabezado por la doctora Janet Gutiérrez Uribe.

“Residencia Covid” es un detonador de dinámicas a través del contacto entre la comunidad docente, estudiantil y autores experimentados. Tiene como timón un “enfoque antidisciplinario” para generar el cruce de diferentes esferas del conocimiento.

El proyecto contempla que las inmersiones virtuales se realicen de manera semanal, con contenidos para su difusión a través de las plataformas, streamings, videos y clases virtuales entre otras.

Los retos están presentes entre los participantes para generar una exhibición “Site specific”, que se presentará al reabrir las puertas físicas del museo.

En el proyecto participan el artista visual Luis Canseco, el doctor Miguel Ángel Ontiveros Torres, quien trabaja actualmente la epidemiología y diagnóstico molecular de agentes infecciosos, y el doctor Iván Martínez Ruiz, quien cuenta con Nivel I del Sistema Nacional de Investigadores (SNI) y colabora en proyectos de investigación.

Nocoronapanic

La labor que este espacio ha desarrollado durante estos tiempos genera un impacto significativo para convertir las eventualidades en nuevos retos.

“Estamos llevando a cabo una transformación de nuestras redes sociales y hemos recopilado una serie de buenas prácticas de varias partes del mundo que hemos denominado como Nocoronapanic; parte de estas iniciativas las estamos compartiendo en redes para generar conciencia social e ideas de proyectos que puedan replicarse en la comunidad”.

Victorino Morales resalta que, en tiempo de crisis, la gente genera proyectos e iniciativas de impacto social y con ello demuestra que unidos podemos superar los problemas.

El equipo del MUI programa el lanzamiento de la nueva identidad a mediados de mayo, momento en el que dará a conocer la nueva estructura y manera de trabajar del museo.