Por quinto día consecutivo maestros adscritos al SNTE bloquearon las vías del tren en Cardel y Fortín de las Flores, en Veracruz, así como Rafael Lara Grajales en Puebla, en demanda de un cambio en el sistema de elecciones de su gremio y mayor presupuesto educativo.

Este cierre afecta a las rutas que conectan el Golfo de México con el resto de la República.

A través de una conferencia de prensa los manifestantes declararon que son un total de mil 300 maestros del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación de 24 estados que se encuentran en paro indefinido, debido a que las autoridades estatales y federales no han establecido contacto con ellos para solucionar este conflicto.

“Hasta este día no hemos tenido la visita de ninguna autoridad por eso nos manifestamos y seguiremos ahí de manera indefinida […] vamos a estar esperando pacíficamente”.

En los bloqueos participan docentes de Hidalgo, Estado de México, Tlaxcala, Nayarit, Nuevo León, Veracruz, Jalisco, Guerrero, Ciudad de México y Puebla, entre otras entidades.

Entre las exigencias están el cambio al reglamento de elecciones de su sindicato, mayor presupuesto a la educación, fortalecimiento de la educación normalista y el otorgamiento de plazas.

Indicaron que el paro continuará en esta zona y en la de Huamantla, Tlaxcala, hasta que las autoridades establezcan una mesa de negociación con ellos.

Mientras tanto mantienen interrumpida la comunicación ferroviaria que afecta a las industrias avícolas, petroquímicas, automotrices y de construcción, además impiden el paso de productos químicos peligrosos.