México desplazó a Canadá como el segundo mejor exportador de autos a Estados Unidos y, de  continuar la tendencia actual, México podría superar a Japón como líder proveedor.

En  2019, México exportó autos a su vecino del norte por un valor de 38,058 millones de dólares, un aumento de 8.1%; mientras que los envíos de Canadá sumaron 37,819 millones de dólares, un descenso de 1%, a tasas anuales.

Japón se mantuvo en el liderato de esta clasificación, con 39,931 millones de dólares, pero con un retroceso interanual de 3.2 por ciento, según una nota del diario El Economista.

Estados Unidos es el mayor importador de autos del mundo, con una participación de 22.8%, seguido de Alemania (7.9%) y China (6.3%), de acuerdo con los últimos datos disponibles a nivel global, correspondientes al 2018.

México ha desarrollado su sector manufacturero con el doble objetivo de capitalizar, por un lado, menores gastos generales de fabricación y, por el otro, su frontera común con Estados Unidos, su principal socio comercial de exportación.

Desde el 2014, la producción total de fabricación industrial de México ha aumentado significativamente. Esta expansión se debió principalmente a un aumento en la fabricación de metales primarios y en los sectores de productos metálicos fabricados y equipos de transporte, así como a un aumento en las exportaciones de manufactura a los Estados Unidos. Aunque las exportaciones automotrices mantuvieron una tendencia positiva, otras exportaciones manufactureras continuaron teniendo un crecimiento más lento.

Los fabricantes de automóviles establecidos en México incluyen Audi, Baic Group, FCA Group, Ford, General Motors, Honda, Kia, Mazda, Nissan, Toyota y Volkswagen.