Derechohabientes del Instituto de Servicio de Seguridad Social de los Trabajadores del Estado de Puebla exigieron se le practique una auditoría externa, ante la presunción de malos manejos

El mal servicio que presta la institución y el retraso en las solicitudes de pensiones por jubilación, son muestra de que hay actos de corrupción, dijeron trabajadores jubilados y maestros de telesecundarias en la Sierra Norte, en una protesta frente a Casa Aguayo.

Dijeron también que en todas las clínicas del ISSSTEP y puestos periféricos no se tienen medicamentos, lo que ha provocado que los médicos que receten medicamentos baratos que no corresponden a los padecimientos diagnosticados,  según una nota del periódico Síntesis.

Los jubilados dijeron que algunas clínicas se han negado a brindar atención a los derechohabientes bajo el argumento de que el propio instituto no realiza el pago para que presten el servicio.

“Nosotros estamos cotizando en el ISSSTEP desde hace 30 años y teníamos la garantía de que los medicamentos eran de patente y hoy son genéricos y ya ni los hay. Hay especialistas insuficientes para satisfacer la demanda”, dijeron los manifestantes.

 Sobre el  proceso de jubilación expusieron que hay quienes están estancados desde hace cuatro o cinco años y pidieron que el gobierno del Estado haga una aportación que lleve a lograr la estabilidad que necesita el ISSSTEP para que pueda operar.