La incidencia delictiva en Puebla creció 19 por ciento de 2015 a 2019, sin embargo hubo delitos de alto impacto en los que la incidencia se duplicó e incluso se triplicó en el mismo periodo, tal es el caso de los secuestros, los robos con violencia y los delitos sexuales.

De acuerdo con las estadísticas del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (Sesnsp) las denuncias de estos tres casos fueron los que mayor aumento reflejaron en Puebla de 2015 al 31 de diciembre de 2019.

Delitos sexuales aumentan un 185 %

Con base en la revisión realizada por e-consulta se pudo detectar que los delitos sexuales fueron de los que mayor porcentaje aumentaron, pues en los últimos cinco años lo hicieron en un 185.9 por ciento.

Entre enero y diciembre de 2015 el Sistema Nacional de Seguridad Pública registró un total de 699 delitos sexuales, entre los cuales se encuentra el abuso sexual, acoso, hostigamiento, violación simple y equiparada.

Sin embargo el 2019 cerró con 1 mil 999 casos de este tipo, lo cual representa casi el triple de los ilícitos cometidos hace cinco años en la entidad, calificados dentro de esta categoría.

Al doble los secuestros y robos con violencia

El secuestro, considerado como delito de alto impacto, también mostró un incremento considerable.

De 33 casos ocurridos en Puebla durante el 2015, se incrementaron de forma paulatina hasta que entre enero y diciembre del 2019 se documentaron 70 secuestros.

Esta cifra representa un incremento del 112.12 por ciento, lo que es igual a más del doble de los casos registrados en 2015 y un 52.1 por ciento más que los 46 denunciados durante el 2018.

En el mismo tenor se encuentran los robos con violencia, ya sea a casa habitación, de vehículo, de autopartes, a transeúnte, transporte público, a negocios o instituciones bancarias, los cuales pasaron de 13 mil 060 casos en 2015 a 28 mil 291 en 2019.

El incremento del 116.62 por ciento fue de manera paulatina, ya que desde el 2017 los robos con violencia que se denuncian no bajan de los 23 mil casos, incluso durante estos últimos cinco años es el delito con mayor incidencia, pues en total se acumulan 104 mil 202 denuncias.

Dentro de las diferentes tipificaciones que tiene este delito destaca el robo a transeúnte, por ser uno a los que más susceptibles están los poblanos y que en los últimos cinco años ha tenido un aumento del 39.5 por ciento.

Según las cifras del Sistema Nacional de Seguridad Pública, en 2015 en Puebla se denunciaron 1 mil 957 robos a transeúnte, mientras que en el 2019 la cifra incrementó a 2 mil 730.

Otro de los más recurrentes es el robo en transporte público, el cual ha tenido altibajos durante los últimos cinco años, aunado a la falta de denuncia, ya que entre 2015 y 2019 solamente se han denunciado 1 mil 356 casos.

La estadística histórica muestra que en 2015 se denunciaron 244 asaltos en unidades del transporte público colectivo, en tanto que en 2019 fueron 317, siendo el año más crítico el 2017 cuando se iniciaron 377 carpetas de investigación por este ilícito.

Narcomenudeo vuelve a la alza

Los casos de narcomenudeo registrados durante 2019 también sufrieron un aumento del 91 por ciento con relación al año próximo inmediato anterior, al pasar de 253 a 484 entre 2018 y 2019, sin embargo durante los últimos cinco años en total han sido denunciados 5 mil 101 delitos de este tipo.

Esto debido a que durante el 2015 el Sistema Nacional de Seguridad Pública recibió por parte de las autoridades poblanas un registro de 3 mil 133 denuncias por delitos contra la salud, posteriormente en 2016 la cifra bajo de forma estrepitosa a 518 casos, mientras que en 2017 fue de 713.