El Congreso de Puebla no legislará los matrimonios entre personas del mismo sexo por iniciativa propia sino que esperará a que la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) se lo ordene de nuevo.

Así lo advirtió el presidente del Poder Legislativo, Gabriel Biestro Medinilla, quien negó que haya renuencia de la coalición Juntos Haremos Historia o que contradiga su discurso progresista.

Mientras el Cabildo de Puebla aprobó este viernes las uniones civiles homosexuales en la capital, el coordinador de los diputados de Morena no confirmó para cuándo se extenderá la medida al resto del estado.

En entrevista anunció que se esperará a que se resuelvan las acciones de inconstitucionalidad que se interpusieron contra la reforma del gobernador Miguel Barbosa Huerta que impide los matrimonios igualitarios.

La Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) y la Comisión de Derechos Humanos (CDH) del estado interpusieron los juicios contra la modificación al artículo 294 del Código Civil por considerarla discriminatoria.

Los recursos de ambos organismos fueron promovidos hace unos días, pero el morenista sentenció que mientras no se resuelvan, los legisladores poblanos no abordarán el tema.

Semanas antes —antes de las acciones de inconstitucionalidad— Biestro Medinilla se había comprometido a aprobar este año las uniones civiles homosexuales.

Si el fallo es a favor de la CNDH y la CDH, será la segunda vez que le corregirán la plana al Congreso de Puebla, pues desde el 2018  la Corte ordenó reconocer los matrimonios entre personas del mismo sexo, pero los diputados han ignorado el mandato.

Justificaron rechazo a bodas gay

Con el argumento de que no quieren “lastimar a la ciudadanía”, Biestro Medinilla justificó que el pasado 8 de octubre (cuando se planteó el tema) los diputados del bloque de Morena, PT, PVEM y PES hayan votado en contra de las uniones homosexuales.

De nueva cuenta defendió que en ese momento era prioridad aprobar las reformas del gobernador Miguel Barbosa Huerta para cumplir con las recomendaciones de la Comisión Nacional para Prevenir y Erradicar la Violencia contra las Mujeres (Conavim).

“Nos urgía el tema de Conavim, no queríamos que se retrasara; queríamos que estas situaciones serían tratadas de cara a la ciudadanía (...) en temas delicados no queremos lastimar a la sociedad”, apuntó.

El morenista sostuvo que la coalición Juntos Haremos Historia está a favor de los matrimonios igualitarios, pero dijo que no se han aprobado porque los legisladores no quieren “polarizar” a la sociedad, ni que algún sector de la población sienta qué hay imposiciones.

“Estamos a favor de que se legisle, pero haremos las cosas con mucho respeto. No representamos a un sector, sino a todos; salga lo que salga, no vamos a imponer nada, que la gente no sienta que se trata de un albazo”, argumentó.

Por su parte, este viernes el Cabildo de Puebla aprobó por mayoría un punto de acuerdo para instruir a los Registros Civiles de las 17 juntas auxiliares de la capital a que celebren uniones entre personas del mismo sexo.