Andrés Manuel López Obrador aseguró que el informe en el Zócalo capitalino lo hizo sentir feliz, porque vio a la gente contenta.

Reconoció que a pesar del sol, los asistentes aguantaron todo el discurso, y precisó que aunque hizo todo lo posible por resumirlo su informe duró una hora con 25 minutos.

“En lo que corresponde a nuestro informe. estoy feliz, feliz, feliz. La gente muy contenta porque no sólo es el número de asistentes sino el ánimo”.

“La gente estaba entusiasmadacontenta y aguantó todo el discurso a pesar del sol. Estaba preocupado por eso, pero hice muchos esfuerzos por resumirlo”.

“Quité muchas cosas y estuvieron ahí, lo más importante es el entusiasmo de la gente. Le dediqué el informe al pueblo”.

En su informe del 1 de diciembre, Andrés Manuel López Obrador aseguró que con los cambios que se han realizado en su gobierno a los conservadores les costará mucho volver a instaurar el antiguo régimen.

Aseguró que los puntos esenciales de su gobierno son el combate a la corrupción y el cambio de estrategia cuando se enfrenta a la delincuencia.

“El resultado fue catastrófico y esa estrategia dejó un saldo pavoroso de muertos, desaparecidos y lesionados; una crisis de derechos humanos, una descomposición institucional sin precedente y un gravísimo daño al tejido social. El país padece aún las consecuencias de esa política equivocada”.

Andrés Manuel López Obrador reconoció que aún falta tiempo para consolidar su proyecto de gobierno y consideró que en diciembre de 2020 se comenzará a consolidar.

“¿Cuánto tiempo necesitaremos para consolidar la transformación? Pienso que un año más; es decir, en diciembre de 2020 ya estarán las bases para la construcción de una patria nueva. Para entonces, ante cualquier circunstancia, será prácticamente imposible regresar a la época de oprobio que significó el periodo neoliberal o neoporfirista”.

Crédito de la foto Andrés Manuel López Obrador