Las oficinas de atención al público del Sistema Operador de Agua Potable y Alcantarillado de Puebla (SOAPAP) se mantienen cerradas  este jueves, después de que ayer la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco) les colocó sellos de suspensión.

Personal de vigilancia informó que el servicio de atención y cobro de agua potable se reanudará hasta el próximo lunes, no obstante, refirieron  que las cajas ubicadas en Plaza Cristal y Plaza América están habilitadas.

Este miércoles personal de la Profeco colocó sellos de suspensión en las cajas de cobro de las oficinas de San Manuel, por una denuncia hecha ante oficinas centrales de la dependencia federal, debido a los aumentos desmedidos en la tarifa de agua potable.

Colonos de diversas zonas del municipio de Puebla refirieron que la empresa Concesiones Integrales, que funge como concesionaria del SOAPAP, aumentó las tarifas hasta un 380 por ciento, mientras que en comercios del Centro Histórico los incrementos fueron de hasta 5 mil por ciento.