Tras acusar que durante la administración del ex gobernador Rafael Moreno Valle hubo anomalías en el manejo de la Fundación Mary Street Jenkinsel gobernador Luis Miguel Barbosa señaló que el patrimonio de esa institución debe regresar a Puebla 

Un juez civil de la Ciudad de México ordenó un embargo precautorio del patrimonio completo de la familia Jenkins de Landa, valuado en más de 700 millones de dólares, luego de que la Junta para el Cuidado de las Instituciones de Asistencia Privada en Puebla los acusó de desviar los recursos de la organización con movimientos y donaciones simuladas en el extranjero.

El gobernador se refirió al asunto en su conferencia matutina  y aseveró que en los tiempos del gobierno de  Rafael Moreno Valle hubo hechos muy graves en el manejo de la fundación, aunque no dio detalles. También comentó que la mayoría de sus recursos fueron enviados a paraísos fiscales u otros lugares, derivando en un litigio.

“En el tiempo del gobernador fallecido Rafael Moreno Valle hubo hechos muy graves en el manejo de la Fundación y la enorme mayoría del capital de la fundación fue llevada a otros lugares y a otras organizaciones y esto constituyó un gran litigio. El dinero de la fundación Jenkins no es de los Jenkins, es de la fundación y tiene que regresar a Puebla en la fundación. Hay muchas cosas que se van a saber, que se van a resolver”, comentó.

El mandatario declaró que Moreno Valle permitió que ocurriera esto ante la omisión en la Junta de Vigilancia de las Instituciones de Beneficencia, quien es el área que regula la operación.

“Hoy (los bienes) están fuera del país, primero fue llevado a Guadalajara, a Aguascalientes y después se envió a través de otras personas morales fuera del país, pero el patrimonio de la Fundación Jenkins no es de los Jenkins es de la fundación y tiene que regresar a Puebla”, agregó.

Finalmente comentó que hay muchas responsabilidades de muchas personas en este tema en el que está involucrado “mucho dinero”.

“Se tiene que ver que ese patrimonio retorne a la Fundación; estamos pendientes de eso ¿Pues qué esperaban, que se iba a quedar así? No”, finalizó.