Debido a que la basura representa más del 80% la causa de inundaciones y fuertes encharcamientos durante la temporada de lluvias, Agua de Puebla para Todos realizó de enero a la fecha la limpieza y desazolve de 820 kilómetros de tubería de drenaje pluvial y residual, la limpieza de 17,200 accesorios como coladeras, rejillas, pozos de visita y bocas de tormenta, así como la succión y retiro de 19,000 metros cúbicos de azolve de la red de alcantarillado de la ciudad de Puebla y en su zona de cobertura.

En un comunicado, Agua de Puebla señaló que gracias a las acciones de desazolve previas a la temporada de lluvias, está preparada para enfrentar los aguaceros que se pronostican, no obstante, exhorta a la población a evitar tirar basura y escombro en las calles, barrer el frente de las viviendas y no arrojar los cubre bocas que son desechados en avenidas y alcantarillas, problema que se sumó desde el inicio de la pandemia al ya de por sí problema de la basura en la vía pública, la cual es arrastrada por la lluvia lo que provoca taponamientos en las alcantarillas y evita el flujo normal del agua en la red, causando inundaciones en puntos vulnerables de la ciudad.

Cabe resaltar que el Programa de Mantenimiento a la infraestructura sanitaria 2021 contempla la limpieza y desazolve de 1,620 kilómetros de la red de drenaje de la ciudad mediante 12 cuadrillas, 14 unidades hidroneumáticas y 2 brigadas de video inspección, logrando en lo que va del año un avance del 50% de la meta programada para este año, incluyendo el mantenimiento a vialidades principales, zonas aledañas a hospitales y mercados y está por concluir el desazolve en 10 pasos a desnivel y puntos vulnerables a inundación.