Efrén Hernández Romero, el expolicía estatal detenido por el asesinato de su expareja sentimental, Susana Cerón, fue vinculado a proceso por el delito de desaparición de persona agravada, sin que al momento la Fiscalía de Puebla le haya imputado cargos por feminicidio.

La mañana de este domingo se llevó a cabo una segunda audiencia en el caso. Luego de que la juez de la causa escuchara los datos de prueba aportados por la Fiscalía de Puebla, encontró suficientes elementos para considerar la participación o responsabilidad del acusado en el crimen de la mujer de 33 años de edad.

Por lo anterior dictó auto de vinculación a proceso en contra de Efrén y ordenó que sobre él prevaleciera la medida cautelar de prisión preventiva oficiosa, por lo que fue devuelto al penal de San Miguel.

De igual forma, la juez que conoció del caso otorgó plazo de cinco meses para investigación complementaria.

Es así como a mediados de este año el proceso legal que se sigue por el asesinato de la también madre de familia, avanzará a la siguiente etapa.

Fue el 7 de noviembre de 2020 cuando Susana Cerón Zenteno desapareció en San José Xilotzingo, luego de que Efrén acudiera a su domicilio, discutieran y se la llevara por la fuerza. Desde entonces no se supo más de ella sino hasta la noche del 20 de noviembre cuando fue hallada muerta a un costado del Periférico Ecológico y Bulevar Forjadores, cerca de la casa del acusado.

Para el 18 de enero del presente año se dio a conocer la captura,  en el estado de Chiapas, del expolicía estatal por lo que fue detenido y traído a Puebla para que mediante el respectivo proceso jurídico se definiera su situación legal.