Aunque la mayoría son amonestaciones públicas, las sanciones a servidores públicos del Ayuntamiento de Puebla aumentaron 26.9 por ciento de enero a septiembre de 2020 comparado con el mismo periodo de 2019.

De acuerdo con información del propio municipio los procedimientos pasaron de 26 a 33 y durante nueve meses de 2020 no hay ninguno en el que estén involucrados los policías municipales.

De los 33 procedimientos sólo hay tres suspensiones laborales al cargo de trabajadores del área de Administración, Gobernación y de la Secretaría de Infraestructura y Servicios Públicos por 15 días. Todas las sanciones corresponden por no cumplir con la declaración patrimonial en las fechas establecidas por la ley.

Gobernación, los más sancionados

De enero a septiembre de 2020, los funcionarios más sancionados corresponden a la Secretaría de Gobernación con seis procedimientos por incumplir su declaración patrimonial, cinco con una amonestación pública y una con una suspensión laboral de 15 días.

Cinco trabajadores de la Coordinación de Regidores fueron sancionados, uno de ellos con una inhabilitación temporal y el resto con amonestación pública.

Mientras tres corresponden a la Secretaría de Infraestructura y Servicios Públicos: una amonestación pública, otra amonestación privada y una suspensión laboral por 15 días.

La Secretaría de Desarrollo Urbano y Sustentabilidad tiene tres amonestaciones, una privada y el resto pública por no presentar su declaración patrimonial.

En la Industrial de Abastos Puebla, mejor conocida como rastro, están una amonestación privada, otra pública y una inhabilitación temporal.

En la Secretaría de Movilidad los trabajadores fueron sancionados con dos amonestaciones públicas y dos más de la Secretaría de Administración que corresponden a la suspensión del empleo, así como una amonestación pública. Dos más en la Sindicatura Municipal.

Una denuncia

Las dependencias con una denuncia son el Instituto Municipal del Deporte con una amonestación pública, la Tesorería Municipal con una amonestación privada, y la Secretaría del Ayuntamiento con amonestación pública por ausencia de la declaración patrimonial.

Además, la Secretaría de Desarrollo Social, hoy Secretaría de Bienestarel Sistema Municipal DIF y el Organismo Operador del Servicio de Limpia con una amonestación pública cada uno.