El cardenal Norberto Rivera Carrera, víctima de Covid-19, fue intubado y este lunes recibió la extremaunción, aseguró el sacerdote Hugo Valdmar Romero, quien fuera su vocero.

“El cardenal ingresó al Hospital Mocel, pero debido a que se agravó su estado de salud se le tuvo que cambiar a otro hospital, del que prefiero omitir su nombre para mantener la privacidad del cardenal. Actualmente ahí permanece en terapia intensiva, sedado e intubado”, dijo en una entrevista con la agencia Apro. 

Se reportó que el cardenal nacido en Tehuacán, Puebla tiene serios daños pulmonares y muy baja saturación de oxígeno, que ha llegado hasta 40%, dijo Valdemar quien se quejó de que ni a él ni a los familiares del cardenal se les ha permitido visitarlo.

Valdemar también acusó a la Arquidiócesis Primada de no costear los gastos médicos de Rivera ni darle apoyo espiritual.

Mensaje a sus amigos de Puebla

En un mensaje a los amigos del cardenal poblano, su hermano, Javier Rivera Carrera, informó

a través de sus redes sociales que el Cardenal, aunque está intubado responde favorablemente. pues no presentó fiebre, mantiene su presión estable y su oxigenación es óptima.

La Arquidiócesis Primada de México dio a conocer el domingo que el cardenal Norberto Rivera Carrera, de 78 años de edad, había sido hospitalizado por Covid-19 y desmintió versiones que circularon en Internet acerca de su fallecimiento.