El presidente municipal de Juan Galindo, Carlos Garrido Torres, dio a conocer el hallazgo de 2 socavones en la Avenida Primero de Mayo en el centro de Nuevo Necaxa, uno de ellos de 2 metros de profundidad, lo que era un riesgo oculto para quienes circulaban en dicha vialidad.

El socavón de dos metros de profundidad cuenta con una longitud de 17 metros y 2 metros de ancho, y está ubicado en la esquina de la calle Miguel Negrete; otro más se encuentra en la esquina de la calle Pino Suárez de 25 metros de longitud.

Según el alcalde, los socavones se originaron debido a una fuga en el drenaje y se hallaron mientras trabajadores del área de obras públicas se disponían a realizar la reparación de un bache.

Garrido Torres denunció que la calle fue rehabilitada en agosto de 2018, “1 mes y 14 días antes de que concluyera la administración pasada (presidida por Luis Gerardo Martínez Gómez)”.

Por lo que indicó que es evidente que no se realizaron trabajos de rehabilitación o al menos de revisión del drenaje, ni trabajos de compactación, lo que ha derivado en un problema en el drenaje general, el cual señaló, requerirá de mayores recursos económicos para repararse, por lo que criticó que la pasada administración realizara “al ahí se va” dicha obra; “la ambición los corrompió”, dijo.