De los 5 mil 722 policías con los que contaba el estado de Puebla al cierre del año pasado, solo 1 mil 971 han recibido alguna capacitación básica de la formación policial, de acuerdo con información del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi).

Los 1 mil 971 policías que recibieron algunos aspectos de la capacitación representan el 34.45 por ciento del estado de fuerza total, según las cifras publicadas dentro del Censo Nacional de Gobierno, Seguridad Pública y Sistema Penitenciario 2020.

El informe incluye un rubro específico sobre la capacitación, donde a nivel nacional se contemplan 11 aspectos, aunque solamente Baja California, Morelos y Querétaro reportaron elementos capacitados en cada uno de ellos.

Por lo que hace a Puebla, la entidad solamente reportó capacitación en cuatro aspectos, aunque la mayoría se concentra dentro del rubro "otros", donde no se detalla qué tipo de formación fue la que recibieron los policías.

Además de los 1 mil 390 policías con "otra" capacitación, se reportó que durante el año pasado un total de 326 uniformados fueron capacitados en el marco jurídico de actuación policial, mientras que 139 lo hicieron en habilidades de primer respondiente.

En el uso legítimo de la fuerza y derechos humanos solamente se capacitó a 116 policías, 88 en el primer rubro y 28 en el segundo, siendo estos todos los tipos de capacitación que la Secretaría de Seguridad Pública reportó a lo largo del 2019.

Esto refleja que los policías poblanos dejaron de tener capacitación en aspectos como la prevención del delito, reforma del sistema penal, preservación del lugar de los hechos, intervención de lugar de los hechos o manejo de evidencias, cadena de custodia, entrevistas a testigos, e Informe Policial Homologado (IPH).

Apenas la semana pasada el Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (Sesnsp) daba a conocer que el 71.28 por ciento de los policías estatales en Puebla no contaban con la capacitación básica necesaria para la obtención de la Clave Única de Identificación Policial (CUIP), aunque el gobernador Miguel Barbosa Huerta refutó esa información y señaló que se basaba "en chismes".