Durante las dos primeras semanas de la fase compensatoria de educación básica, la Secretaría de Educación informa que el 95 por ciento de estudiantes se incorporó a la modalidad de educación a distancia; mientras que el 98 por ciento de los docentes atienden a sus alumnos en este arranque escolar.

Un comunicado de la Secretaría de Educación en Puebla señala que durante la reunión de evaluación con los diferentes niveles educativos, el titular de la dependencia, Melitón Lozano Pérez, reconoció el trabajo de los docentes, quienes, dijo, identificarán cómo recuperar los aprendizajes esperados en las diferentes asignaturas, aplicando la metodología del aprendizaje situado, y con un enfoque humanista, promoviendo la reflexión y el trabajo colaborativo, ya que el objetivo de la educación en el estado, es lograr la formación de personas críticas y reflexivas que desarrollen sus potencialidades.

En la reunión fue dado a conocer que para la fase compensatoria, los maestros entregaron más de 800 mil guías diseñadas para las y los alumnos con base a su contexto local, modelo sui géneris en la entidad, así como los libros de texto del ciclo escolar pasado para trabajar en casa.

Además, los docentes en zonas rurales e indígenas visitaron a las y los estudiantes en sus casas, o a través de los comités de padres de familia,  para hacer llegar los materiales de trabajo.

De manera general, la comunidad educativa utiliza herramientas secundarias como Whatsapp, teléfono, correo electrónico, google classroom y otras plataformas para interactuar y hacer efectivo el proceso educativo. La dependencia reconoce también la labor de los padres de familia y la comunicación de los docentes con alumnos, para el desarrollo de las actividades en casa. 

En el caso de educación especial, donde se da atención a niñas, niños y adolescentes con diferentes discapacidades y capacidades sobresalientes, se fortalecerá -en educación a distancia- las habilidades adaptativas, la autonomía e independencia, autocuidado, comunicación, salud y seguridad, así como habilidades académicas funcionales para el trabajo.