A través de redes sociales se difundió un video en donde los presos dan la "bienvenida" a dos asaltantes que ingresaron recientemente al Centro de Reinserción Social (CERESO) de Tehuacán; en las imágenes se observa como los golpean y los humillan a la entrada del penal.

De acuerdo con información proporcionada a los medios, se sabe que los hombres que reciben a los reos son integrantes de la banda delictiva "Las Bigotonas", que desde hace varios años operan en Tehuacán, pero algunos de ellos manejan la seguridad del penal.

En el video se escucha que los cuestionamientos que les hacen a los nuevos integrantes, consisten en dos preguntas, “¿En dónde operabas? y ¿Qué robabas?”, uno de ellos responde que se dedicaba al robo de autos en la zona de la colonia Nicolás Bravo y el otro solo menciona que robaba celulares.

Los presos sostienen a los nuevos reclusos del cabello y les sujetan las manos por detrás mientras los reciben con cachetadas y los obligan a besarse entre ellos, además les hacen burlas diciendo:

“A ver túmbenos a nosotros hijos de su puta madre, a ver róbame mi celular, a ver dime que me vas a asaltar, asáltame, así como asaltas a las viejas”, les grita uno de los presos al tiempo que le da unas cachetadas.

Se sabe que el video fue filtrado a medios de comunicación con el objetivo de que se llegue hasta las autoridades correspondientes y hagan algo al respecto, ya que los propios familiares acusaron que este tipo de acciones están siendo permitidas por los custodios y policías, al dejarlos grabar con celulares, cuando se supone que este tipo de dispositivos están prohibidos dentro del reclusorio.

Además trascendió que los videos son utilizados para que los familiares paguen altas cuotas por la seguridad de los reos, ya que son hechos llegar a sus seres queridos para que depositen fuertes cantidades de dinero, las cuales dependerán del delito que hayan cometido.

Cabe mencionar, que desde el pasado 20 de agosto, la dirección de Seguridad Pública del municipio se quedó acéfala, además, de octubre del 2015 a la fecha han desfilado por esta dirección un total de 8 representantes, sin que hasta el momento se elija al definitivo, situación que ha generado que los presos tengan rienda suelta para cometer diversos actos de corrupción.