Debido a la emergencia sanitaria, los gimnasios en todo el país tuvieron que cerrar sus puertas para evitar una oleada mayor de contagios, pero ante la crisis que se avecinó por la misma causa los dueños de un gym en la Ciudad de México optaron por dejar de lado las arduas rutinas de ejercicio para ahora consentir a sus clientes con tacos.

El establecimiento conocido como “Guerrero Fitness Club” llegó a tres meses sin poder abrir sus puertas, por lo que dieron un giro rotundo al negocio y lo modificaron para ofertar deliciosos platillos mexicanos.

Dicho local se ubica en la colonia Guerrero de la CDMX y fueron los empleados quienes pusieron la idea sobre la mesa para, literalmente, cambiar las pesas por los tacos, ya que los dueños habrían anunciado en una junta su imposibilidad de pagar el sueldo de cada uno de ellos.

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

#tacoslosmamados

Una publicación compartida de Oscar Mireles (@abriloscar10) el

“Mis jefes estaban preocupados por seguir apoyándonos. Entonces, entre nosotros, tuvimos la idea de emprender un negocio de comida y dijimos ‘los tacos es algo que siempre jala’”, comentó Eduardo Niño en entrevista con la revista Chilango. 

Foto: Facebook