Con aforos reducidos, horarios escalonados de cierre y la imposibilidad de realizar actividades los días domingos, el gobierno del estado puso en marcha la reactivación de industrias y establecimientos no esenciales.

La reapertura ocurre después de cuatro meses de confinamiento en los que se registraron 23 mil 452 contagios, 2 mil 811 muertes y 40 mil empleos formales perdidos, a causa de la pandemia de coronavirus.

El gobernador Luis Miguel Barbosa Huerta indicó que la autorización para que los comercios que no son prioritarios es para todo el estado y no únicamente para la capital.

El mandatario indicó que los negocios que no acaten las medidas de restricción para su funcionamiento serán sancionados hasta con la clausura.

Detalla gobierno condiciones de la reapertura

De acuerdo con el gobierno del estado, industrias manufactureras, de la construcción, comercio, así como algunos servicios, podrán restablecer actividades con horarios escalonados para su personal y aforos reducidos, previo cumplimiento de protocolos sanitarios validados exclusivamente por Protección Civil estatal en forma gratuita a través de la página http://proteccioncivil.puebla.gob.mx/

Todas las empresas deberán estar certificadas y contar con un código QR de validación. El viernes 14 de agosto vence el plazo  para obtenerlo.

Los sectores que abren en esta etapa de alerta responsable son las industrias manufactureras, con labores al 30 por ciento, divididos en dos a tres turnos dependiendo el área de actividad, con trabajo en casa para personal administrativo y servicios profesionales.

La industria de la construcción, bajo lineamientos de estrictos protocolos sanitarios, aforo reducido y prohibición del uso de camionetas de batea para transportar a su personal ante el riesgo de contagios, proponiéndose alternativas de transporte privado e incentivar otros medios de transporte como bicicletas.

Abre todo el sector comercio de lunes a sábado, con aforo reducido al 30 por ciento, escalonando horarios de apertura y cierre, de 10:00 a 18:00 horas para micros y pequeños comercios de uno a 10 empleados. 

  Para tiendas departamentales y centros comerciales el horario será de 11:00 a 19:00 horas, con aforo reducido al 30 por ciento exclusivamente para realizar compras.

Para evitar contagios se eliminan áreas de descanso, las áreas de juegos infantiles deben permanecer cerradas y los establecimientos de comida rápida solamente contarán con servicio para llevar, al igual que en restaurantes y cafeterías si carecen de servicios en terrazas, patios o mesas al aire libre, con aforo de 30 por ciento, de lunes a sábado y cierre de servicio a las 21:00 horas.

En negocios con menos de 10 empleados como loncherías, cocinas económicas, torterías y taquerías podrán dar servicio en mesas con un aforo del 30 por ciento, horario máximo de cierre en servicios de mesa a las 21:00 horas y estrictos protocolos sanitarios.

En servicios como peluquerías, estéticas, barberías y spas, el aforo deberá ser como máximo del 30 por ciento, con previa cita en un horario de 11:00 a 17:00 horas de lunes a sábado.

En servicios profesionales se mantiene la modalidad de trabajo en casa, mientras que en Turismo se preserva la modalidad de hospedaje turístico y de negocios con aforo del 30 por ciento, regulando áreas comunes, al igual que mercados de artesanías y actividades de ecoturismo.

Para gimnasios y clubes deportivos, estos deberán cumplir con una estricta validación de riesgo particular emitido por Protección Civil estatal. Los gimnasios deberán operar previa cita con aforo del 30 por ciento y atención con media hora de receso entre citas para desinfectar el área, se mantendrán cerradas las áreas de baños, saunas y vapor, y no se permitirá el uso de albercas para actividades recreativas.

Las albercas de clubes y condominios exclusivamente se usarán previa cita, para la práctica de la natación con aforo reducido en carriles de nado.

Se permiten deportes individuales al aire libre y deportes aeróbicos con sana distancia, exceptuando los de contacto.

En el caso de parques, parques de conservación, acuarios y zoológicos, operarán con un aforo del 30 por ciento y sana distancia, al igual que los centros religiosos e iglesias, solamente para servicios de culto, sin permiso para fiestas patronales y ceremonias.

Salones de fiesta, eventos deportivos y conciertos, suspendidos

Respecto a las actividades que se mantienen suspendidas o cerradas, se consideran los salones de eventos especiales, servicios de banquetes, eventos deportivos no profesionales, conciertos, centros nocturnos, bares y cantinas, cines, balnearios, baños públicos, fiestas y reuniones sociales, museos, industria de reuniones, Teleférico y Estrella de Puebla.