En el sistema bancario de México hay alerta por los índices de morosidad de los próximos meses por efecto de la pandemia de Covid-19

Según datos de la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV), el índice de morosidad de la banca (Imor) se ubicó en 2.32%, esto es, 0.20 puntos más de lo observado en abril de 2019.

Las instituciones financieras reconocen que cuentan con los recursos para enfrentar el golpe pero la dimensión del impacto económico puede provocar que sus clientes dejen de pagar sus deudas.

En el detalle, el Imor de la cartera de consumo registró 4.65%, y  productos como la tarjeta de crédito llegaron a 5.6%, mientras los de nómina registraron una morosidad de 2.83%.

Así, el producto con la morosidad más alta fue el de los créditos personales, con 7%, es decir, 0.86 puntos más respecto a abril de 2019.

Los datos de la CNBV muestran que las instituciones con la morosidad más elevada son Finterra, con 17.8%; Accendo Banco, con 17.62%; Bancoppel, con 14.71%, y Banco Azteca, con 11.20%.