Debido a que Teziutlán depende de Xiutetelco y Chignautla para abastecer de agua potable a  algunas comunidades, continúa la perforación de pozos en mantos acuíferos con capacidad para dotar de líquido a estas regiones y dejar de depender de los municipios vecinos. 

La preocupación  es atender el abastecimiento de agua potable en el centro y las periferias de esta ciudad para que ya no se dependa del surtido del vital líquido del municipio de Chignautla principalmente.

La perforación de pozos ya se realiza en zonas como Vistas del Sur y el pozo del estadio municipal, donde cuadrillas de trabajadores y geólogos están realizando esta actividad con el objetivo de capturar los mantos acuíferos propios de la población para abastecer a los lugares que carecen de agua y que en estos momentos han registrado escasez del vital líquido.

El Director del Sistema Operador de Agua Potable de Teziutlán, Hugo Marín Torres dijo que pese a la contingencia, los trabajos que se realizan en la excavación de estos pozos no han parado. 

El funcionario comentó que ante el confinamiento social incrementó el consumo de agua hasta en un 50 por ciento entre las familias, pese a esto no se dejó de abastecer el servicio en  la ciudad, realizando el método de tandeo para que toda la población cuente con agua potable.

Dijo que el cobro del servicio de agua potable no tendrá multas ni recargos en el pago del año corriente, sin que esto exonere los desperdicios de agua, ya que debido a la falta de mantenimiento en sus hogares incluso hay fugas, por lo que en este sentido no hay exoneración y sí hay multas, por lo que exhortó a la población a abstenerse del desperdicio de agua.

“La recomendación es que no se desperdicie no queremos sancionar a nadie, pero sí lo haremos si los mismo ciudadanos lo piden, ya que son ellos los que denuncian a través de fotos y videos”.

Recordó que pese a las pérdidas económicas por la falta de recaudación en el servicio del SOSAPATZ, la obras se reducen, pero confían en que con un buen manejo del dinero continúan los trabajos para seguir brindando los servicios de la ciudadanía, entendiendo que la situación económica es difícil para todos por lo que evitarán multas y recargos en el pago del agua del años corriente.