Sin medios digitales para presenciar las clases, con confusión por las instrucciones de la Secretaría de Educación Pública y, en muchos de los casos sin dinero para comprar los materiales, es como arrancó el programa "Aprende en Casa" en parte de los hogares de Puebla, pues incluso dentro de la ciudad hay casas sin televisión y sin internet para seguir una clase por una hora.

Municipios como Zapotitlán de Méndez, Zacapoaxtla, Soltepec, Tlachichuca, Acatzingo o Acajete, son algunas de las comunidades donde los padres han señalado que la señal en televisión y radio mostró interrupciones.

En localidades de estos mismos municipios los alumnos de primaria o secundaria cuentan con teléfonos, smartphones, pero no tienen soporte de internet por lo que se ven obligados a caminar por kilómetros para llegar a las comunidades donde se cuenta con este servicio para cumplir con sus actividades escolares.

Con todo y supervisión, instrucciones son complejas

María vive en la Cuarta Sección de San Ramón, muy cerca de Azumiatla y a pesar de que está a casi una hora del centro, sigue perteneciendo al municipio de Puebla. Ella no tiene internet en su casa, la conexión más cercana es una red Telmex en un parque, pero es lenta o inestable porque al igual que ella, muchos vecinos carecen de conexión y se conectan a esa red pública.

Ella tiene una hija, Dolores de 7 años, que está por acabar el primer grado de primaria y María ha estado estos dos últimos días intentando ayudarle con sus actividades, pero reconoce que ayer tuvieron problemas para poder sintonizar el canal abierto de Puebla Comunicaciones porque la señal es muy débil.

Pero este día decidió mudar al contenido en línea llevando a Dolores a un café internet que tiene un vecino. "Nos cobró 8 pesos porque aprovechamos para imprimir unas hojas que su maestra le mandó para hacer unos ejercicios de matemáticas, pero apenas hoy pudo ver las clases porque ayer no agarró la tele", explicó brevemente.

María también reconoce que apenas ahora ha puesto a su hija a ver los ejercicios pues los días que se impartieron clases en esta modalidad antes de la Semana Santa no pudo hacerlo, pero al saber que la cuarentena se prolongará por todo mayo sabe que esa será la única forma de que siga su educación.

"Nos agarró en curva porque la verdad no le había dado importancia antes de Semana Santa. La maestra tampoco nos mandó ejercicio pero la semana pasada nos escribió al chat de mamás y ya nos mandó unos ejercicios y dijo que cualquier duda le podríamos escribir dentro del horario de clases".

Sin tele y sin internet, en Tetela "se vuelan la clase"

Jonathan y Dilan son primos, juegan afuera de la Telesecundaria Justo Sierra en San Baltazar Tetela. Ellos deberían de haber visto sus clases de quinto de primaria por la mañana pero no lo hicieron. En su casa no hay televisión digital, tenían cable pero su abuelo no pudo pagar el último mes y se quedaron sin servicio.

Julia es tía de los menores y reconoce que no hay forma de poder ponerlos a ver las clases en línea porque tampoco tienen internet. Los datos que le dan por una recarga de 50 pesos es insuficiente para acceder al contenido en línea, además no hay nadie que se haga cargo de ayudarlos porque las mamás de ambos trabajan haciendo limpieza en Lomas de Angelópolis y el padre de uno es operador de transporte público.

"En casa los vemos sus abuelos, yo y una de sus hermanas pero ella tiene su bebé y no hay forma de que se de abasto (...) Si es malo que no estén tomando clases pero si te das cuenta casi ningún niño por aquí lo hace, desde la mañana están chutando la pelota y andan en la bici", dice mientras Dilan y Jonathan juegan con otros niños.

Ahí no solo es visible que el programa "Aprende en Casa" no llega a los hogares sino que las medidas sanitarias para mitigar la cadena de contagio del Covid-19 no se acatan. Casi todos los mayores están trabajando y los niños aprovechan para jugar en las calles.

Las limitaciones en Puebla

De acuerdo con el estudio "Las TIC en México, Indicadores 2018" elaborado por la Secretaría de Comunicación y Transporte, Puebla es el sexto estado con menor acceso a internet en el país, además la cobertura de la televisión no alcanza en diferentes comunidades de escasos recursos.

Este y otros factores hacen que el regreso a clases sea difícil tanto para los alumnos, padres y maestros, ya que los programas por medio de televisión y por radio son de una hora lo cual resulta insuficiente y en muchos de los casos la televisión no los capta.

Aunque la SEP se encargó de asegurar que los programas en línea son suficientes, la realidad es que en municipios de la mixteca o la Sierra Norte hay antecedentes de que los padres de familia se organizan para distribuirlos en las casas de diferentes estudiantes y de esta manera poder seguir sus estudios.