El presidente Andrés Manuel López Obrador habría decidido investigar las cuentas y movimientos financieros del expresidente Enrique Peña Nieto, de su exesposa Angélica Rivera y del primer círculo del mexiquense.

Así se señala en la columna Bajo Reserva, que publica el diario El Universal, en donde se agrega que el pasado lunes y en medio de la situación de la pandemia por Covid-19, el presidente Andrés Manuel López Obrador determinó que es el momento de tomar cartas en el asunto de Peña Nieto, quien desde hace meses se ha alejado de las fiestas y de las apariciones públicas con su nueva pareja sentimental.

Según Bajo Reserva,  distintos funcionarios federales comenzaron a rastrear los movimientos bancarios de don Enrique y sus más cercanos familiares. Dos preguntas quedan en el aire: ¿habrá colaboración con las autoridades de Estados Unidos que desde 2019 indagan la compra-venta de la planta chatarra de Pemex? ¿Hasta dónde se llegará en estos momentos?