Con la baja de 20.3 % en su precio internacional, un barril de petróleo mexicano cuesta ahora menos que uno de agua embotellada o uno de cerveza.

Según un comparativo del diario El Universal, un litro de petróleo cuesta actualmente 1.6 pesos mientras que un litro de agua Bonafont cuesta 6.7 pesos y un litro de cerveza Corona, 34.0 pesos.

También se apunta que un litro de leche Alpura clásica cuesta 20:8 pesos; un litro de Coca Cola cuesta 19.2 pesos y un litro de jugo de naranja Jumex, 19.2 pesos, todos más caros que el petróleo.

La pérdida de 2.6 dólares en el precio del petróleo complica aún más el panorama financiero de Pemex, cuya nota crediticia fue degradada por la calificadora Standard &Poors el jueves pasado.

En el año, el precio promedio del barril es de 40.9 dólares, por debajo de los 49 que el gobierno federal garantizó para el presupuesto de 2020, mediante la contratación de un programa de coberturas petroleras que costaron 20 mil millones de pesos.

En CitiBanamex estiman que el precio promedio del crudo nacional será de 22 dólares este año, lo que de confirmarse, significará que el gobierno cobrará el seguro petrolero por primera vez desde 2016.

En la actualidad, el litro de petróleo nacional alcanza para comprar 250 mililitros de agua purificada o apenas 43 mililitros de cerveza.