El gobierno estatal asumirá por decreto el control de la seguridad pública en la capital de Puebla, en medio de un conflicto con la presidenta municipal Claudia Rivera Vivanco, quien acusa una violación a la autonomía del municipio.

Este miércoles se publicó el decreto que oficializa la decisión del gobernador Luis Miguel Barbosa Huerta para dirigir a la Policía Municipal, lo que fue aceptado por la alcaldesa.

Apenas el martes la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) negó la suspensión provisional que solicitó el Ayuntamiento de Puebla contra la intención del gobierno estatal de hacerse cargo de la seguridad.

Sin embargo la SCJN aún tiene en trámite la controversia constitucional que Rivera presentó para que determine si el gobernador puede o no nombrar al titular de la Secretaría de Seguridad Ciudadana.

Se espera que en el transcurso de la semana, personal del estado se haga cargo de la dependencia, que hasta este miércoles está encargada a Lourdes Rosales Martínez.

Decreto Seguridad by reportero econsulta on Scribd

Argumentan protección a criminales y alta delincuencia

En el decreto, el gobernador argumentó que conjuntamente con San Martín Texmelucan y TehuacánPuebla concentra el 50 por ciento de los delitos de alto impacto que se denuncian en el estado, aunque no hizo referencia a que estos tres municipios concentran 2 millones 47 mil 685 habitantes que representan el 32.7 por ciento de los 6.1 millones de habitantes que hay en el estado.

En el documento también se expone que en la capital se concentra la mayor parte de robos de vehículos (814), a negocio (220), a transeúnte (92), a casa habitación (90), homicidio doloso (28), a transportista (11), extorsión (8), feminicidio (3), secuestro (2) y a banco (2), aunque no se especifica en qué periodo. 

La administración estatal indicó que la capital registró 2 mil 834 delitos de enero a la fecha y, de acuerdo con el “histórico de delitos”, se ha mantenido una tendencia a la alza desde 2016, y 2019 es el año de mayor incidencia delictiva con 28 mil 774 casos, según cifras del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SNSP).

Sin embargo, en el decreto se expone que sí hay una reducción de delitos desde principios de 2020, pero por un trabajo del gobierno del estado. Además, se hace referencia a los resultados de la Encuesta Nacional de Victimización y Percepción sobre Seguridad Pública (ENVIPE), que en el segundo semestre de 2019 ubicó a la Angelópolis como una de las ciudades con la mayor sensación de inseguridad.

Por otra parte, se reiteran los señalamientos de protección de mandos superiores a grupos delincuenciales, lo que ha mermado la confianza de la ciudadanía en la corporación.

En su conferencia de prensa de este miércoles, Barbosa recordó que la SCJN aún analiza la controversia constitucional que el ayuntamiento inició para que determine si el Ejecutivo del estado tiene o no facultades para designar a un delegado de seguridad pública en la capital, misma que seguirá su curso.

Mientras tanto, señaló que sí hará valer el nombramiento de Carla Morales Aguilar como delegada de seguridad pública, ya que fue consensuado con Rivera Vivanco hace 15 días.

En ese sentido, el mandatario hizo un llamado a Claudia Rivera para que actúe con “prudencia”, pues aseveró que el objetivo de su decisión es mejorar la seguridad en la ciudad, a raíz de la inacción de la policía capitalina.  

Acepta Rivera control de Barbosa en la Policía Municipal

La alcaldesa de Puebla, Claudia Rivera Vivanco, aceptó la decisión del gobierno del estado de asumir el control de la policía capitalina, pero sostuvo como titular de la corporación a Lourdes Rosales Martínez, quien supuestamente renunció desde el 20 de marzo.

Así lo expuso la funcionaria después de que la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) rechazó su petición para suspender actos que el mandatario intentara realizar en relación con la Policía Municipal.

A través de un comunicado difundido la tarde de este miércoles, la alcaldesa dijo que continuará con la controversia constitucional que interpuso ante la Corte para que defina si el gobernador tiene o no facultades para nombrar al titular de la corporación policiaca.

“… desde este momento instruyo a la titular Lourdes Rosales Martínez para que alinee a la Policía Municipal a las instrucciones del gobierno del estado y que en total apego a la Hacienda Municipal, se coordine con este gobierno”, señaló Rivera.