Participación en audioescándalos, la aprehensión del alcalde de Tehuacán, la revocación de 29 notarías y la emisión de la Alerta de Género para Puebla, forman parte de los momentos que marcaron el paso de Fernando Manzanilla Prieto en la Secretaría de Gobernación.

Este martes, Manzanilla dio a conocer su renuncia a la dependencia así como su regreso a la Cámara de Diputados, pues hace un año solicitó licencia como legislador emanado del Partido Encuentro Social (PES) para formar parte del gobierno estatal.

Él ocupó el mismo cargo durante la gubernatura interina de Guillermo Pacheco Pulido y además fue secretario general de Gobierno durante los tres primeros años de la administración del panista Rafael Moreno Valle.

Le graban conversación con regidor de Tehuacán

El 16 de noviembre, e-consulta dio a conocer la grabación de una conversación telefónica entre Manzanilla Prieto y el regidor de Hacienda de Tehuacán, Víctor Cannán Barquet, en la que el funcionario estatal le reclama que se oponga a los enviados del gobernador Luis Miguel Barbosa para trabajar en la administración del alcalde Felipe Patjane Martínez.

Días después, el entonces secretario de Gobernación encabezó una reunión con regidores de ese municipio, de la que se ventiló que fue para acordar la salida de Patjane, quien posteriormente fue detenido, acusado de enriquecimiento ilícito y usurpación de funciones.

Posteriormente, Manzanilla señaló que el alcalde incurrió en deficiencias administrativas que provocaron que el ayuntamiento no cumpliera con el pago de salarios.

Investigación detona revocación de notarías

Los resultados de una investigación que Manzanilla Prieto inició durante la gubernatura interna sirvieron para que el gobernador Luis Miguel Barbosa emprendiera en noviembre la revocación de 29 notarías que fueron creadas en la recta final del sexenio de Rafael Moreno Valle Rosas.

Los informes fueron entregados al consejero jurídico Ricardo Velázquez Cruz, según lo indicó él mismo a medios de comunicación.

Se detectó que las notarías no contaban con decreto de creación, además de que quienes fueron beneficiados con una patente no cumplieron con los requisitos que establece la Ley del Notariado.

Según informó el gobernador, se presentaron denuncias penales en contra de los responsables ante la Fiscalía General del Estado (FGE).

Lanzan al fin la Alerta de Género

En abril del año pasado, durante la gestión de Manzanilla Prieto aún en la gubernatura interina, la Secretaría de Gobernación federal emitió la Alerta de Género para Puebla.

En lo que restaba de esa gestión y en los cinco primeros meses del actual gobierno fue el encargado de atender las 42 recomendaciones que se hicieron al estado; y está pendiente el resultado de la evaluación de la Comisión Nacional para Prevenir y Erradicar la Violencia de Género (Conavim).

Cifras del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SNSP) develan que tras la emisión de la Alerta aumentaron los feminicidios en el estado, pues únicamente entre abril y agosto de 2019 se abrieron 25 carpetas de investigación, mientras que en el mismo lapso de 2018 fueron 10, lo que representa un aumento de 150 por ciento.

Entre las medidas que se aplicaron destaca la segmentación de asientos para mujeres en la línea 2 del Metrobús, una aplicación para teléfonos celulares en donde se pudieran denunciar casos de violencia, cursos de capacitación a personal de alcaldías, así como la entrega de 37 patrullas al mismo número de municipios que fueron contemplados en el mecanismo.

Acusan intromisión en el PAN

Simpatizantes del ala conservadora del Partido Acción Nacional (PAN) acusaron en noviembre a Fernando Manzanilla de infiltrarse en la renovación del Comité Directivo Municipal y de apoyar a uno de los aspirantes; Eduardo Alcántara Silva.

Los panistas también señalaron que la dirigente estatal Genoveva Huerta Villegas sostenía acuerdos políticos con Manzanilla. 

La contienda fue ganada por Jesús Zaldívar, quien hizo pronunciamientos en el mismo sentido.

Manzanilla Prieto rechazo las acusaciones y comentó que estas obedecían a intenciones de lastimarlo políticamente. 

Linchan a 5, cierran operativo y matan a dos más

En la primera semana de la gestión de Barbosa Huerta, el 8 de agosto, se registró el linchamiento de siete personas a manos de pobladores de Cohuecan y Tepexco, hechos que se suscitaron tras el robo de una camioneta. 

El operativo de rescate estuvo a cargo de Manzanilla Prieto, así como del secretario de Seguridad Pública Miguel Idelfonso Amézaga Ramírez. Al emitir un primer informe de los hechos, en conferencia de prensa, el entonces secretario de Gobernación señaló que eran cinco las víctimas y que había concluido la incursión.

Sin embargo un par de horas después dos personas más fueron asesinadas, aun cuando las autoridades habían dado por concluido el conflicto y la región fue ocupada por policías.

En la rueda de prensa, Manzanilla aseguró que poco pudo hacerse ante los ánimos encendidos de las personas que exigían justicia por el secuestro de un agricultor.

Pobladores retienen a 14 policías

En septiembre, pobladores de Cañada Morelos retuvieron a 14 policías estatales tras la detención de tres presuntos delincuentes en un operativo que realizó el Ejército y la Secretaría de Seguridad Pública del estado.

El caso estuvo en manos de la Secretaría de Gobernación, así como del área encargada de la seguridad en Puebla.

Tras más de 10 horas de dialogo con la población, el gobernador informó sobre la liberación de los policías, así como de las personas que participaron en la privación ilegal de los uniformados.

Señala errores en actas de defunción de RMV y Martha Erika

En octubre pasado, se dio a conocer que la hora del fallecimiento de los exgobernadores Martha Erika Alonso Hidalgo y Rafael Moreno Valle, asentadas en sus actas de defunción, no coincidía con la hora en la que se desplomó el helicóptero en el que viajaban el 24 de diciembre de 2018.

Sobre el tema, Manzanilla refirió que la diferencia en los horarios se debía al tiempo en el que se realizaron las diligencias del levantamiento de cadáveres y ofreció ampliar la información como encargado del Registro Civil, pero ello no ocurrió.