Al expresar de manera “contundente” que sí está interesado en ser gobernador interino, Guillermo Pacheco Pulido confirmó su participación en el proceso que está a cargo del Congreso de Puebla.

Previo a reunirse este miércoles con los diputados locales de Morena, Emilio Maurer Espinosa y Héctor Alonso Granados, el ex presidente del Tribunal Superior de Justicia (TSJ) aseveró que no requiere cabildear su postulación con el resto de las fracciones legislativas.

“Para ser contundente, sí (...) un grupo de abogados amigos hicieron una propuesta al Congreso, propuesta a la que me sumé el día de hoy por requisito de ellos mismos que piden que uno exprese su voluntad de participar, hoy expresé mi voluntad”.

Del respaldo que alcanzaría en la LX Legislatura, el priísta aseveró que no puede adelantar cuántas bancadas que votarán por él, e incluso aprobó la postura tomada por los diputados de su partido respecto a que no presentarán propuesta para el gobierno interino.

El también ex alcalde de Puebla manifestó que de llegar al interinato su prioridad sería la seguridad del Estado, mantener una postura plural con los partidos políticos y garantizar la imparcialidad para la elección extraordinaria en la que se elegirá al gobernador constitucional de Puebla.

Pacheco Pulido está dentro de los 42 aspirantes que se registraron ante el Congreso para la designación del gobernador interino, posición que se definirá ante el fallecimiento de la gobernadora Martha Erika Alonso Hidalgo el pasado 24 de diciembre en un accidente aéreo.

Militante del PRI, el también magistrado fue presidente municipal de Puebla de 1987-1990.

En 1999, al arranque del sexenio de Melquiades Morales Flores, fue electo como presidente del Tribunal Superior de Justicia (TSJ), cargo en el que permaneció hasta la primera mitad de la administración del ex gobernador Mario Marín Torres.

Versiones periodísticas refieren que el priísta cuenta con el apoyo de Morena, en especial del ex candidato a Casa Puebla, Luis Miguel Barbosa Huerta.

Foto: @mundomujeres