La Fiscalía General del Estado (FGE) y ayuntamientos de Puebla fueron las instancias a las que más recomendaciones dirigió la Comisión de Derechos Humanos de Puebla (CDHEP) durante 2016.

En ese mismo periodo la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH) emitió tres recomendaciones las cuales fueron para el gobernador Rafael Moreno Valle, para el ayuntamiento de Tetela de Ocampo y para el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS).

Violaciones al derecho a la seguridad jurídica y a la salud, fueron la constante en las denuncias que ambos organismos recibieron y por las cuales emitieron dichos pronunciamientos.

Cierra el año con 9 recomendaciones la CDHEP

La CDHEP, que dirige Adolfo López Badillo, emitió durante el año que termina nueve recomendaciones y 19 conciliaciones, de acuerdo con el reporte con el que cuenta en su sitio electrónico.

De las nueve recomendaciones, cuatro fueron dirigidas a la FGE que está a cargo de Víctor Carrancá Bourget. Estas obedecen a violaciones al derecho a la seguridad jurídica, a la integridad personal y sólo una ha sido cumplida, mientras que el resto está en trámite.

Una de las recomendaciones fue la número 9/2016 pues la Comisión corroboró que elementos de la Policía Ministerial adscritos a la Dirección General de Atención a Delitos de Alto Impacto (DGADAI), vulneraron los derechos humanos a la seguridad jurídica, integridad y seguridad personal de una mujer que fue acusada del delito de secuestro.

En abril de 2014 los uniformados irrumpieron en su domicilio, la esposaron, subieron a una camioneta y le cubrieron del rostro, para después golpearla a la altura de la cabeza, lo que dañó la membrana del tímpano y con ello le ocasionaron disminución permanente de la agudeza auditiva.

Otra recomendación es la 7/2016 que también se originó porque policías ministeriales golpearon a un sujeto que detuvieron en Xicotepec de Juárez como como probable responsable de los delitos de delincuencia organizada, falsedad de declaraciones judiciales y violación a la Ley Federal de Armas de Fuego y Explosivos.

Un oficio más es el número 3/2016, nuevamente dirigido por violaciones a los derechos humanos en los que incurrieron elementos de la Policía Ministerial adheridos a la DGADAI, pues mediante torturas como toques eléctricos en genitales y piernas, trataron de obtener la declaración de un presunto cómplice de secuestro.

La única recomendación cumplida es la 1/2016, la cual se originó porque efectivos de la misma corporación detuvieron a una persona acusada de robo en Tehuacán, a quien también torturaron para obtener una declaración. El afectado fue desvestido, metido en un tambo con agua y varias veces golpeado.

Ayuntamientos reciben recomendaciones

Otras recomendaciones fueron dirigidas a los ayuntamientos de Puebla, Tehuacán, Teziutlán y San Andrés Cholula, por violaciones a los derechos humanos a la vida, a la seguridad e integridad, por parte de elementos de seguridad pública.

La recomendación restante fue dirigida a la Secretaría de Educación Pública (SEP) por el asesinato del estudiante Isaac “S”, quien perdió la vida luego de ser apuñalado por su compañero Gregorio “N”, como parte de una disputa por una novia al interior de las instalaciones de una escuela pública, ubicada al norte de la capital, la cual aún está en trámite.

Tres recomendaciones emitió la CNDH

En tanto, durante 2016 la CNDH emitió tres recomendaciones a instancias en Puebla. Una de ellas fue hacia el gobernador del estado por violaciones a los derechos de protección de la salud de una mujer indígena y a la vida de su recién nacido, en el Hospital General de Cuetzalan, pues ésta no tuvo atención médica y oportuna tras estar 19 horas en trabajo de parto, por lo que el bebé falleció.

Otra recomendación fue dirigida al ayuntamiento de Tetela de Ocampo por el incumplimiento de un oficio similar que le había dirigido la CDHEP en octubre de 2017 por el retiro de una cadena que un particular colocó en un terreno intestado a fin de impedir que lo invadieran.

La tercera recomendación fue hacia el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) por una inadecuada atención médica que el agraviado recibió en la unidad médica de atención ambulatoria número 1 del hospital general regional 36 ubicado en la entidad poblana.