La afiliación masiva al Partido de la Revolución de la Democrática (PRD) es operada desde los sindicatos del Colegio de Bachilleres, el Ayuntamiento de Puebla y del gobierno del estado, aseguró  Eric Cotoñeto Carmona, líder de la corriente Frente de Izquierda Progresista.

La incorporación de nuevos militantes al Sol Azteca se inició en abril pasado y al corte del mes de septiembre, en Puebla el padrón pasó de 98 mil a 133 mil afiliados,  lo que implicó la inscripción  corporativa de 35 mil personas a cargo de Nueva Izquierda, expuso el perredista.

En entrevista con e-consulta, Cotoñeto Carmona precisó que la incorporación de ciudadanos al partido de izquierda está a cargo del diputado federal y extitular de la SGG, Luis Maldonado Venegas; los diputados locales Julián Rendón Tapia y Carlos Martínez Amador, y el exregidor Arturo Loyola González.

Detalló que la estrategia para afiliar a los ciudadanos se da mediante presiones a los agremiados de los tres sindicatos, a quienes además de exigirles que se inscriban al partido, se les pide una cuota de entre cinco y 10 personas más

El exlíder del Comité Ejecutivo Estatal (CEE),  comentó que la advertencia que se da a los trabajadores es que en caso de no cumplir con la cuota o si se rehúsan a seguir el procedimiento, es que habrá un cambio en sus plazas o que perderán el trabajo.

“En el (sindicato) del Colegio de Bachilleres, a los maestros les dicen que al que se rehúsa lo cambian de lugar de trabajo, los mandan a 8 o 10 horas alejados del lugar en donde viven, o les cancelan las plazas. En el caso del Ayuntamiento, a los que se están incorporando al sindicato les piden que lleven a cinco o 10 personas”, arguyó.

Tinacos y 50 pesos para nuevos perredistas

La entrega de tinacos y un pago de 50 pesos para afiliarse al PRD, son parte de las dádivas con las que Rendón Tapia, Martínez Amador y Loyola González logran que los ciudadanos ingresen a las filas del partido del Sol Azteca.

Cotoñeto Carmona explicó que Rendón Tapia y Loyola González operan la afiliación en la capital del estado, y Martínez Amador en Huachinango, municipio que es la cabecera distrital por la que fue electo como diputado en 2013.

En la capital, -abundó-  Rendón Tapia y Loyola González inscriben a ciudadanos en los programas de la Secretaría de Desarrollo Social (Sedeso), entre ellos, la entrega de tinacos, pero para obtener el beneficio se les exige que proporcionen las credenciales de elector de cinco personas. 

En lo que respecta a Martínez Amador, apuntó que el diputado ofrece 50 pesos para que los habitantes del municipio serrano acepten ser militantes del Partido de la Revolución Democrática, acción que ya le valió el mote de “el diputado de a tostón”. 

Sindicato de burócratas no puede entregar información: CAIP

Debido a los nuevos lineamientos de la Ley de Transparencia, el Sindicato de Trabajadores al Servicio de los Poderes del Estado de Puebla y Organismos Descentralizados, no entregará el padrón de sus agremiados, tal como lo solicitó el PRD.

Cotoñeto Carmona indicó que en  la respuesta entregada por Carlos Germán Loeschmann Moreno, coordinador general ejecutivo de la Comisión para el Acceso a la Información Pública y Protección de Datos Personales del Estado (CAIP),  se les informa que los nuevos sujetos obligados cuentan con un plazo de seis meses para  cumplir con las obligaciones de transparencia, situación que ocurrirá el 6 de noviembre.

El perredista manifestó que una vez que se cumpla el plazo para que el sindicato de burócratas haga públicos los nombres de sus integrantes,  se hará el cruce de datos con la lista de nuevos afiliados al partido.

Señaló que mantendrán la estrategia de solicitar vía transparencia no sólo al sindicato del gobierno del estado, sino también al del ayuntamiento de Puebla y del Independiente de Trabajadores  del Colegio de Bachilleres del Estado de Puebla (Sitracobaep)  informes del padrón de sus agremiados.

[relativa1]

​[relativa2]