En lo más íntimo de los sueños

Martes, Marzo 16, 2021 - 07:24

Cambio, el anhelo de los desposeídos. Lo inexistente del poder

Doctor en Administración Pública. Profesor investigador del instituto de Ciencias de Gobierno y desarrollo estratégico de la BUAP Miembro del Sistema Nacional de Investigadores nivel 1 del CONACYT. Autor de 5 libros

Samuel caminó despacio, pensativo, motivado, con miedo.

-El problema es que piensan que el ministerio de educación es de su propiedad y no es así, es un organismo público y por tanto debe dar mejores resultados para la sociedad, para todos- Samuel, se escuchó y desde allí tuvo esa angustia.

El animo estaba, por ser ministro, la preparación también, los tiempos eran los idóneos.

Al verla a ella no supo si contarle, quedarse callado o solo seguir el transcurso de la charla y si se diera la oportunidad le diría.

El esfuerzo y riesgo que merece el involucrarse en un proyecto político siempre es desgastante y si no existen las bases suficientes de formación y del control de las emociones.

El juego doble, la mentira como base de la estrategia según el arte de la guerra, pero también la fuerza del elefante y fiereza del león que dice Maquiavelo, la paciencia que señala Hitler, la estrategia del retroceder para avanzar de Lenin, el tomar todo según la práctica del monopolio del poder.

La expulsión de los desertores, la aniquilación de los perdedores, el tomar todo el botín por un sexenio o trienio según sea el caso del cargo, ya la patria y entes efímeros los han de reconocer o castigar, pues la ley no esta para ellos, en su espacio de excepción.

¿Cuándo cambiara el gobierno? ¿Cuándo sus actores políticos verán por la gente? ¿Cuándo la palabra democracia dejara de ser la monserga de una clase política insipiente que sobrevive vendiéndola a mejor postor o mecenas?

-¿Qué piensas?-

-En todo y en nada, en ti y en mí, en nuestro futuro, en nuestro porvenir-.

Samuel le tomo la mano, la beso, suspiro, sabia que el nuevo camino seria complejo, pero debía iniciar.

En ese caminar, dos cercanos fallecieron, uno por la pandemia que se vivía y el otro en un accidente, dicen que fue provocado por sus contarios.

Samuel, llego al ministerio y las voces disidentes volvieron a surgir, nada cambio.

No podía ser otra forma debido a su educación, al entorno, a la naturaleza del poder, otro sueño perdido.

Del soñador al estratega: un día también soñé con el cambio y un día renuncie al cambio, porque el cambio se devoró mis sueños.

Twitter: @romansanchezz

 


Encuesta