Damián Romero, secretario general del Ayuntamiento de Puebla, acusó que por medio de las instituciones electorales se quiere colocar una “mordaza” para no informar sobre las actividades que realizan para la ciudadanía, así como responder los mensajes de otros órdenes de gobierno y rechazó que los mensajes publicitarios de la Comuna tengan como propósito la promoción personalizada de un servidor público.

Luego de que el Instituto Electoral del Estado (IEE) dictara  medidas cautelares dirigidas a la alcaldesa Claudia Rivera Vivanco por publicaciones en las redes sociales, Damián Romero aseveró que:  “nos parece grave que por medio de las instituciones electorales se quiere colocar una mordaza al Ayuntamiento de Puebla para no responder a los ataques en los que está recibiendo constantemente, por parte no solamente de actores políticos y esto lo grave, sino de propias autoridades de públicas que componen los poderes del Estado”.

Consideró que es muy grave que a pocos días de iniciar este proceso electoral “se emprenda una guerra jurídica” contra el Ayuntamiento y reiteró que hay un “ataque abierto” emprendido por diferentes actores que buscan “sabotear” que se otorguen a la ciudadanía los servicios públicos.

El funcionario dijo que el Ayuntamiento no va “a cesar de defender” las acciones de la administración y reaccionar conforme a lo que marca ley, informando a la ciudadanía puntualmente de los programas y los servicios que se brindan.

Sobre las medidas cautelares señaló que están dando  cumplimiento,  que consisten básicamente en retirar las publicaciones realizadas en redes sociales.  “Nos dan el plazo de 48 horas para poder cumplir las medidas y vamos a dar el cumplimiento estricto a la resolución del instituto electoral bajando 81 enlaces”, aseguró.

No obstante, declaró que le “parece un despropósito que se quiera señalar que estas publicaciones constituyen a la promoción personalizada de servidores públicos” pues los mensajes solo promueven “acciones de gobierno y se trasladan a la población esa información” para acceder a los servicios públicos.

Adicionalmente, comentó que una vez iniciado el proceso electoral se realizará un blindaje para garantizar que ningún funcionario intervenga ni el recurso público sea malversado.

Durante la conferencia de prensa para hablar sobre este tema, Damián Romero presentó las dos denuncias que motivaron que se dictaran medidas cautelares al municipio en las que aseguró que hay anomalías como que las denuncias son idénticas en el texto en un 72%, aunque se presentaron con un mes diferido. “En ambos escritos se manejan los mismos argumentos (…) parece que solo cortaron y pegaron”.

Finalmente hizo un llamado a los órganos electorales a valorar sus decisiones sin afectar la prestación de servicios, algunos de ellos, enfocados a atender problemáticas de la pandemia por Covid-19 y aseveró que defenderán sus derechos legalmente y que no “van a litigar en campañas políticas”.