Un policía municipal de Tepexco usó la patrulla para irse de vacaciones a Acapulco con su familia y además portó su arma oficial.

Ante los hechos, el gobernador Luis Miguel Barbosa Huerta solicitó a las autoridades que se aplique todo el peso de la ley por el abuso de funciones.

Cuestionado en la conferencia matutina, señaló que el policía “no sirve para ser servidor público” y debe ser sancionado por el incumplimiento de su deber y a la reglamentación de uso de armas.

Las autoridades de Acapulco, dijo, deben de fincarle responsabilidades penales por la portación ilegal del arma.

Mientras, a la Secretaría de Gobernación y la alcaldesa Aniceta Peña Aguilar, les demandó que apliquen el castigo más alto previsto en la ley tanto al policía como a quien autorizó el préstamo de la patrulla.

“Respecto a la patrulla, le pido al presidente municipal y a la secretaria de Gobernación, se le finquen las mayores responsabilidades a una persona tan irresponsable, ese no sirve para servidor público. Y si alguien le prestó la patrulla, también que le finquen responsabilidades ¡Qué barbaros son!”, aseveró.

Los problemas del mando

En 2018, e-consulta documentó que Aniceta Peña Aguilar ha intentado ser desplazada por su esposo Deodegario Aparicio Linares.

Incluso una ocasión usó su cuenta de Twitter para decir que Aniceta Pérez renunció a su cargo para que él se quedara en su lugar por ser segundo regidor

En su momento, Deodegario Aparicio Linares entregó uniformes a la policía municipal, presumió el restablecimiento del servicio de agua potable y de limpia en Tepexco, municipio de la Mixteca de Puebla, aunque él no es el alcalde.

En este proceso electoral, Deodegario Aparicio Linares será el candidato de Tepexco por el PRD.