El patrimonio de la Fundación Jenkins está en buen resguardo y se peleará hasta lo último para que siga su camino en obras de asistencia social, aseguró Elodia Sofía de Landa de Jenkins.

En carta dirigida a la opinión pública dijo que como madre defiende “su honor, el de sus hijos, nietos y bisnietos y más que todo el nombre de Guillermo Jenkins Anstead, mi difunto esposo que falleció en diciembre de 2016”

De su esposo afirmó en carta dirigida a la opinión pública que “las personas que lo trataron podrán recordar su sencillez, su honorabilidad y su lucha para engrandecer la Fundación Mary Street Jenkins creada por su padre William O. (…) y todo este gran esfuerzo se ha visto dañado por acusaciones todas falsas de un miembro de mi familia, mi hijo mayor que por desgracia lleva nuestros apellidos, me refiero a Guillermo Jenkins de Landa.”

Me ha costado mucho, agrega, y muchos años “tener el valor para exponerlo públicamente y para decir abiertamente que es un ser despreciable, que su ambición lo ha llevado a tratar de ensuciar con sus mentiras la memoria del que en desgracia fue su padre y el que por su comportamiento me ha orillado hacer públicas estas acusaciones.”

Señaló que están acusados ante la ley de haber robado el patrimonio de la fundación, sus hijos: Roberto, María Elodia, Margarita, Juan Carlos, su sobrino Juan Eustace Jenkins y ella misma, a pesar de que la “Fundación hasta la fecha ha hecho innumerables contribuciones para la educación, salud, y sería muy larga la infinidad de aspectos en que ha apoyado al Estado de Puebla y otras entidades de nuestro querido México.”

El patrimonio de la Fundación está en buen resguardo y pelearemos hasta lo último para que siga su camino en sus obras de asistencia, cooperando en lo que más nos atañe,

Afirma que “también como madre orgullosa quiero públicamente destacar el nombre de Roberto mi hijo que como buen capitán de un barco nos ha llevado a lugares seguros, esquivando las peores tormentas, a Mariel, Peggy y Juan Carlos mis respetos por su entereza en todos estos momentos tan difíciles, a Juanito que él y su familia han sufrido todas estas angustias.

No puedo dejar de mencionar a mis queridos nietos ya ellos han empezado sus nuevas familias y algún día a sus hijos les contarán esta etapa tan triste que estamos pasando.

Elodia Sofía de Landa de Jenkins responde así a la noticia de que un Juez de Control Federal de Almoloya de Juárez, Estado de México, giró órdenes de aprehensión en contra de Roberto, María Elodia, Margarita y Juan Carlos Jenkins de Landa, Elodia Sofía de Landa Irizar de Jenkins y Juan Guillermo Eustace Jenkins por participar en el lavado de 14 mil millones de pesos propiedad de la fundación.

De acuerdo con las investigaciones la familia Jenkins de Landa junto con otras personas despojaron a la Fundación Mary Street Jenkins de un patrimonio, que asciende a más de 14 mil millones de pesos.

El desfalco multimillonario se llevó a cabo mediante una donación simulada en favor de Fundación Bienestar de Filantropía, institución controlada por la familia Jenkins de Landa.

La familia Jenkins de Landa realizó diversas operaciones de lavado de dinero, que ocurrieron en Puebla y Aguascalientes, así como también enviaron dinero a empresas domiciliadas en Barbados y Panamá.