El futbolista juvenil Luca Martínez se ha convertido en una de las novedades dentro de la Selección Mexicana Sub-20, que el próximo año tiene el compromiso de jugar el Mundial de su categoría en Indonesia. Para este máximo certamen  futbolístico el jugador de Rosario Central, en Argentina, no sólo se ve vistiendo la camiseta del Tri, sino también como campeón del mundo.

Recientemente el delantero de 19 años ofreció una entrevista para el portal Mediotiempo, donde contó haber recibido con sorpresa su convocatoria por parte del entrenador del Tri Menor, Raúl Chabrand, ya que cuenta con la nacionalidad mexicana debido a que nació en San Luis Potosí en 2001, mientras que su padre, Nahuel Martínez, jugaba con América dentro de la Liga MX.

“Mi objetivo principal es afianzarme bien al grupo y luego ganarme un lugar en el once y luego poder ganar el Mundial, voy por eso y voy darlo todo para conseguirlo”, comentó vía telefónica. “Me tomó por sorpresa (el llamado) y siempre digo que hay que estar preparado para las oportunidades y aprovecharlas a full”.

A la edad de tres años Luca se fue de México, y aunque no volvió a regresar sí cuenta con el deseo de representar al país en la que se formó junto a su familia, pues su hermana también nació aquí.

“Es una alegría grande volver al país que me vio nacer y por el que mi viejo tiene mucho cariño porque tuvo su mejor momento y es el lugar donde se formó mi familia, es una alegría enorme representar al país y es algo que no puedo creer todavía”, comentó.

 

La convocatoria

Luca admitió no poder ocultar su ilusión por vestir la verde desde que se dio el primer contacto de la Federación Mexicana de Futbol con él, aunque prefería esperar a que el llamado se diera de manera oficial rumbo a la próxima Fecha FIFA.

El juvenil recibió el llamado acompañado de su abuela y la tía con la que vive, por lo que casi de inmediato hizo el contacto con sus padres para contarles la noticia.

 

“Yo estoy en Rosario viviendo con mi abuela y una tía, mis papá está en Chile y mamá está en Leones (Córdoba) y lo compartí con ellas y apenas pude hice una videollamada con mis papás y mi hermana, les conté y sintieron un orgullo enorme porque el esfuerzo que hicimos ha sido enorme y que se pague así es algo increíble”, expresó.

 

Consejos de un grande

En la plantilla de Rosario Central, Martínez Dupuy tiene como compañero a un viejo conocido del futbol mexicano como lo es Diego Novaretti, quien vistió los colores de Querétaro y León y que también felicitó a Luca por el llamado al Tricolor.

“Con el Flaco hablo siempre, es un jugador muy humilde que te apoya y me dio sus palabras de apoyo y se puso feliz por mí”, finalizó.