Dos jueces poblanos liberaron las cuentas congeladas del exgobernador Mario Marín Torres y del empresario Kamel Nacif Borge, las cuales estaban bajo investigación por la Unidad de Investigación Financiera (UIF) del Servicio de Administración Tributaria (SAT).

Así lo denunció a través de su cuenta de Twitter la periodista Lydia Cacho, quien calificó esta resolución como un apoyo para que estos personajes sigan prófugos y "moviéndose a su antojo", pues hay que recordar que existe sobre ellos una orden de aprehensión desde abril de 2019.

"La corrupción del poder judicial de México sigue igual. Dos jueces de #Puebla liberan las cuentas congeladas de los prófugos torturadores y tratantes de niñas. El ex gobernador #MarioMarin y #KamelNacif 800 millones. Libres para moverse a su antojo; buscados por Interpol", expuso en su cuenta de Twitter.

La periodista señaló que la resolución se dio por parte del juez primero de distrito, Miguel Arrollo Herrera, y el juez octavo de distrito, Pedro Arrollo Soto, los cuales ordenaron descongelar las cuentas bancarias de Mario Marín Torres y Kamel Nacif, respectivamente.

Como parte de las peticiones de la Fiscalía General de la República (FGR) para dar cumplimiento a las órdenes de aprehensión por el caso de tortura en contra de la periodista, se logró que en marzo de este año la UIF investigara las cuentas bancarias y las congelara.

La periodista Lydia Cacho ha dado seguimiento a las investigaciones en contra de sus victimarios pues en julio pasado reprochó que la FGR señalara que Kamel Nacif ya había sido ubicado en Líbano, pues señaló que eso tenía un año y que fue ella quien le proporcionó la información a las autoridades, las cuales no lograron capturarlo.