Por un proyecto de remodelación del parque de Zoquitlán, autoridades municipales pretenden derribar unos 20 árboles de más de 26 años de antigüedad, situación que ha causado molestia entre los habitantes, pues mencionaron que hay una reunión programada para analizar la obra, pero, fue suspendida por la contingencia sanitaria.

Uno de los inconformes que solicitó a e-consulta mantenerse en el anonimato por temor a represalias, expresó que el presidente de ese municipio Claudio Hernández Cabanzo, sostuvo una primera reunión con los pobladores, en donde se les dio a conocer que estaban pensados dos proyectos, uno de ellos sería convertir en tres carriles la calle principal que se encuentra frente al ayuntamiento y reducir el área del parque, el segundo es volver el parque en una plaza de armas, lo cual implicaría derribar los árboles y dejar el lugar con una asta bandera en medio.

Pero no hubo acuerdo, por lo tanto se programó una segunda reunión para el pasado 29 de julio, pero quedó suspendida por la contingencia sanitaria, lo cual causó sorpresa entre los ciudadanos, pues días antes, se inauguró la presidencia auxiliar de Izhuapa con grupos musicales, bebidas y con más de 300 personas sin ningún tipo de prevención o medidas de salud ante el Covid-19.

El inconforme señaló que la junta que se tenía programada para esta semana fue suspendida a través de redes sociales, cuando la convocatoria fue a través de oficios girados hacia la ciudadanía, por lo tanto creen que el edil pueda ignorar la opinión de los pobladores y empezar con el derribo de árboles de un momento a otro.

Por último hizo hincapié en que buscan el diálogo con el munícipe Hernández Cabanzo, para llegar a un acuerdo, pero, derribar los árboles no es una opción, por lo tanto, el ayuntamiento podría buscar otros proyectos o simplemente darle mayor mantenimiento al parque, lo cual también cambiará la imagen del lugar.