El estado de Puebla carece de camas para atender la emergencia sanitaria del Covid-19, ya que solo cuenta con 94 por cada 10 mil habitantes de la tercera edad, lo cual se encuentra por debajo de la media nacional estimada de 99 camas.

Según el seguimiento de #AlertaCovid-19 realizado por #DataCoparmex, que mide la cantidad de camas de hospitales tanto públicos y privados por cada 10 mil habitantes, Puebla está entre los estados con menos espacios de nosocomio para enfrentar la pandemia.

Los datos señalan que los estados con menos camas son Nayarit (61); Veracruz (64); Morelos (65); Chiapas (66); Oaxaca (68) y Puebla (94) mientras que los que cuentan con más espacios son Baja California (126); Coahuila, Nuevo León y Quintana Roo (125); así como Chihuahua (122).

El estudio incluye el indicador #AccesoALaSalud que mide el porcentaje de personas ocupadas con acceso a instituciones de salud públicas y privadas, el cual arroja que el promedio nacional es de 38 por ciento de la población ocupada con esta accesibilidad.

Sin embargo para Puebla solo el 21 por ciento de la población tiene acceso a los servicios de salud, lo cual muestra que se encuentra por debajo de la media nacional que fue estimada en un 38 por ciento, y por encima de estados como Guerrero (18); Chiapas(17) y Oaxaca (15).

En este rubro los estados con mayor porcentaje de acceso a la salud son Coahuila (61.1); Baja California (59.8) y Nuevo León (59.5); Chihuahua (58.7); Baja California (53.2), Aguascalientes (53); Sonora (52.5) y Tamaulipas (51.2).

En este caso, el estudio reporta que las autoridades estales gastan en promedio por persona 5 mil 022 pesos, ubicando a la entidad poblana entre las cuatro entidades federativas que menor inversión per cápita destinan en salud.

En ese rubro San Luis Potosí tiene 3 mil 923; Oaxaca cuenta con 3 mil 895; Michoacán con 3 mil 677; y Chiapas con 3 mil 326, lo que pone en manifiesto la situación que enfrentan los trabajadores y las empresas durante la contingencia sanitaria.