El rector de la Universidad de las Américas Puebla (Udlap), Luis Ernesto Derbez, confirmó que a partir de julio cerrará el proyecto de la Preparatoria Udlap en la capital poblana, pero 180 alumnos de este programa aceptaron transferirse al Centro Escolar Aparicio con una beca completa.

El rector confirmó un adeudo de 365 mil pesos por el pago de servicios pero aclaró que se generó porque el gobierno estatal nunca realizó el cobro de los mismos, hasta que inició la actual administración, la que solicitó la devolución del inmueble en el Barrio de Los Remedios.

“El recibo de luz, el recibo de agua no estaba a nombre de la universidad, estaba a nombre del gobierno. Nunca nos trajeron los recibos pero si no los hubieran traído, no podríamos pagar (...) Para evitar eso tuvimos que pedirles un recibo de pago, nos dieron el recibo y pagamos”, señaló el rector al tiempo que rechazó haber quedado en malos términos con el gobierno.

Alumnos serán transferidos y becados

Respecto a lo que pasará con los 220 alumnos que actualmente hay en segundo y primer grado, informó que 180 ya aceptaron el convenio de ser transferidos al Centro Escolar Aparicio, en el barrio de San Francisco, por lo que geográficamente seguirá siendo accesible para los alumnos.

“Lo que estamos haciendo es cerrar la prepa a partir del mes de julio, este acuerdo se firmó en diciembre del año pasado y lo que hicimos fue ir a negociar con una escuela que nos parece de muy alta calidad, que es el Instituto Aparicio, que está muy cerca de la zona, llegando a un acuerdo con ellos en el cual estamos transfiriendo a todos los jóvenes”, explicó.

Luis Ernesto Derbez negó que se haya violado el acuerdo de que el programa se enfocara a jóvenes de escasos recursos, pues recordó que desde el primer momento se estableció que se recibiría a 20 alumnos propuestos por el Sistema Estatal DIF y a 60 admitidos por ellos, aunque el 100 por ciento tendría las mismas oportunidades de beca.

“El 24 de julio de 2015 es cuando se firma el contrato de comodato de la preparatoria Udlap-Sedif y ahí se nos da posesión del edificio. Hicimos una inversión muy fuerte y el acuerdo era que el Sedif nombraba 20 estudiantes, que nosotros simplemente admitíamos, y nosotros escogíamos a los otros 60 estudiantes, y lo que buscábamos era que fueran jóvenes vulnerables, económicamente hablando”, precisó.

Señaló que también existe posibilidad de que los padres de familia acepten el  beneficio de reubicación que les ha ofrecido la Secretaría de Educación, pero  adelantó que serán los menos toda vez que la reubicación que se está ofreciendo es en un colegio particular.

https://twitter.com/marybelmory/status/1229813431655530502?s=21

Modelo seguirá existiendo en Tamaulipas y Jalisco

Sobre la naturaleza del programa recordó que la intención era hacer una preparatoria social en la cual la Udlap pudiera establecer un método de enseñanza mediante el cual los alumnos provenientes del sistema educativo público pudieran adaptarse mejor al ingresar a la universidad, ya que muchos de los jóvenes con beca completa no concluyen sus programas.

Lo atractivo de este modelo durante el tiempo que funcionó en Puebla ha sido suficiente para que existan dos intenciones para que se replique en los estados de Jalisco y Tamaulipas. En el primero de ellos gracias a una empresaria que financiará la construcción de la preparatoria con recursos privados, mientras que el segundo es para revivir un proyecto fallido del Instituto Tecnológico de Estudios Superiores de Monterrey (Itesm).

“Nosotros vamos a replicar en las nuevas prepas que abramos con este modelo en Guadalajara y en Matamoros, que son las primeras donde hemos podido hablar con gente que está interesada y por lo tanto, nuestro propósito va a seguir, que es el de dar este tipo de educación; no va a ser en Puebla pero va a ser en Jalisco y en Tamaulipas”, adelantó.