El 19 por ciento de las adquisiciones realizadas por el ayuntamiento de Puebla en 2019 salieron mediante una adjudicación directa a la empresa proveedora, según reconoció la Secretaría de Administración.

El regidor panista Enrique Guevara Montiel acusó que ese procedimiento de compra se aceleró en el mes de septiembre, a fin de disminuir el subejercicio de 1 mil 200 millones de pesos que reflejan los estados financieros municipales. 

El secretario de Administración Leobardo Rodríguez Juárez refutó la acusación al señalar que anteriores gobiernos alcanzaron hasta un 40 por ciento de compras por adjudicación directa.

Suman 204 adquisiciones 

De acuerdo con el funcionario municipal, a lo largo del año se realizaron 204 adquisiciones –compras o servicios–, y de estas el 19 por ciento fue por adjudicación directa, porcentaje que equivale a 40 contratos. 

En entrevista tras una reunión de la Comisión de Patrimonio que se realizó este jueves, el funcionario argumentó que el anterior gobierno del exalcalde Luis Banck Serrato registró un 40 por ciento de ese tipo de procedimientos, por lo que presumió que la alcaldesa Claudia Rivera Vivanco disminuyó ese porcentaje. “De hecho es un logro que vamos a presumir en el primer informe”, acotó.

Pendientes compras por 460 mdp

La recepción de solicitudes de las dependencias para realizar compras cerró el 30 de septiembre, con otros 158 procedimientos en marcha que involucran recursos por 460 millones de pesos.

El funcionario rechazó que las adquisiciones se realicen de forma acelerada para disminuir el subejercicio de 1 mil 200 millones de pesos, pues señaló que se llevan a cabo en los plazos marcados por la legislación local. 

Sin embargo, reconoció que el gasto de 460 millones de pesos derivará en una reducción equivalente al 38 por ciento de los 1 mil 200 millones. “…es un desahorro”, acotó. 

Rodríguez Juárez comentó que únicamente durante septiembre se realizaron 22 adquisiciones por el procedimiento de invitación a tres proveedores y dos más por adjudicación directa.

Quieren disminuir el subejercicio a marchas forzadas

Sobre el tema, Guevara Montiel acusó que el número de adjudicaciones directas es elevado y aunque el procedimiento esté amparado en la ley, la impresión que deja es que se quiere acelerar el gasto para no terminar el año con un alto subejercicio. 

“En verdad es increíble que todas las adquisiciones que se están reportando hoy sean adjudicaciones directas, se escuda en la ley pero son recovecos…”, comentó durante entrevista. 

El panista señaló que mientras la ciudad tiene múltiples necesidades, los recursos siguen guardados en los bancos, por lo que urgió a la comuna a gastar con responsabilidad.

Imagen e-consulta