Ante el conflicto interno en el sindicato de la empresa Audi de México, la Secretaría del Trabajo y Previsión Social (STPS) se mantendrá al margen, pero vigilante de los derechos laborales, afirmó Vanessa Barahona de la Rosa, delegada en Puebla.

La funcionaria federal indicó que en la dependencia ya tiene conocimiento del tema, pero aclaró que "tienen" y "deben" ser imparciales sobre los asuntos internos del gremio.

No obstante, afirmó que estarán pendientes para que en caso de que algunas de las partes involucradas solicite su intervención, la STPS puedan actuar de forma idónea.

"Creemos que sería sano que el conflicto que existe se resuelva a través de las autoridades laborales y por las vías legales. Para no interferir en los asuntos del sindicato, los trabajadores deben solicitar la intervención de una servidora, sin embargo esto no quiere decir que no estaremos pendientes de que en lo personal y en lo colectivo los trabajadores salvaguarden sus derechos", comentó.

Vanessa Barahona precisó que los trabajadores están en todo su derecho de ejercer su libertad sindical y confirmar si son ciertos los rumores de que el actual líder Álvaro López Vázquez ha caído en actos de corrupción.

Finalmente, lamentó que casos de este tipo también estén afectando la operación de la armadora, ubicada en el municipio de San José Chiapa, por lo que exhortó a los involucrados a resolver este problema lo antes posible por el bien de los trabajadores.