De acuerdo con una investigación internacional, de 2006 a 2011 la empresa Odebrecht entregó sobornos en México por 9.2 millones de dólares, monto adicional a los 10.5 millones que habría recibido Emilio Lozoya Austin, exdirector de Pemex, y el cual investiga la Fiscalía General de la República (FGR).

De acuerdo con la información obtenida por Mexicanos contra la Corrupción y la Impunidad (MCCI) y Quinto Elemento Lab, la empresa brasileña realizó 25 pagos a siete funcionarios durante los sexenios de los expresidentes Vicente Fox Quezada y Felipe Calderón Hinojosa, adicional a lo entregado a Lozoya en el gobierno de Enrique Peña Nieto.

La información procede de documentos de la Procuraduría de Brasil y del sistema contable del Departamento de Operaciones Estructurales, el cual se encargaba de la distribución de los sobornos en América Latina y África.

De acuerdo con esta investigación, el pago de dichos sobornos ocurrió desde 2006 y fueron para funcionarios relacionados a la construcción de la presa Francisco J. Múgica, aunque no se revela su identidad.

MMCI agregó que las evidencias no señalan a los expresidentes Vicente Fox y Felipe Calderón como los receptores de alguno de los sobornos que realizó Odebrecht. La identidad de los beneficiarios se dificulta al no haber un acuerdo de colaboración de México con la empresa brasileña.

Los documentos en los que se revelan estos nuevos sobornos constan de 250 páginas, los cuales fueron enviados por fiscales de Brasil a sus homólogos de Perú, los cuales hicieron la solicitud.

Con información de Excélsior.